La inseguridad pública o violencia fue una de las principales causas que propició los desplazamientos espaciales de la población mexicana de su lugar de origen a otra entidad federativa.

En el 2014, 6.4% de los migrantes abandonó su hogar por este fenómeno. Este porcentaje es superior a quienes manifestaron que migraron de su lugar de origen por casamiento o unión (5.8%) y apenas por debajo de quienes los hicieron por estudiar (7.5%), de acuerdo con la Encuesta Nacional de la Dinámica Demográfica (ENADID 2014) del Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (Inegi), con motivo del Día Internacional del Migrante.

La causa de migración más frecuente fue reunirse con la familia (39.7%); segundo, la búsqueda de trabajo (17 %) y cambio de trabajo (10 por ciento).

De las 185,936 personas en el país que se desplazaron a otro Estado en los últimos cinco años, a causa de la inseguridad pública o violencia en el 2014, destacan por sus niveles de salidas Tamaulipas (41,047 personas), Chihuahua (26,534), Distrito Federal (22,904), Estado de México (18,856) y Guerrero (12,590), respecto de la entidad en la vivían en el 2009.

Destaca que Aguascalientes, Baja California Sur, Campeche, Colima, Chiapas, Hidalgo, Nayarit, Querétaro, San Luis Potosí y Yucatán no registraron salidas por este motivo.

Con relación a la proporción del total de migración, los territorios que sobresalen por colocar a la inseguridad pública o violencia como una causa de desplazamiento son Chihuahua (30.0%), Tamaulipas (27.1%), Quintana Roo (11.2%), Durango (11.0%), Guerrero (10.7%), Tlaxcala (9.9%), Oaxaca (8.8%), Morelos (8.1%), Estado de México (7.8%), Michoacán (7.7%) y Nuevo León (7.6 por ciento).

Al respecto, el Inegi añadió que en su Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública del 2014, la población de 18 años y más de Tamaulipas colocó a la inseguridad como el problema que más preocupa (70.2%); el promedio nacional se ubicó en 58.1 por ciento.

En la encuesta se define inseguridad pública o violencia como los movimientos provocados por la existencia de asaltos, secuestros, extorsión, balaceras, enfrentamientos armados, violencia intrafamiliar y desconfianza en las autoridades; también se consideran amenazas, insultos y humillaciones.

El DF, con mayor pérdida ?de población

De acuerdo con el saldo neto migratorio de la ENADID, que muestra el efecto de la migración en términos de ganancia o pérdida de población en un territorio determinado y se expresa en porcentaje con relación al total de población de cinco años y más que habita en la unidad territorial que se analiza, 20 entidades federativas tuvieron ganancia de población por efecto de la migración interna y 11 que presentaron saldos negativos.

De las entidades con mayor incremento de su población en cinco años y más en el 2014, por efecto de la migración interna, destacan Colima (4.0%), Querétaro (3.6%) y Baja California Sur (3.1 por ciento)

El Distrito Federal se mantiene como la entidad con la mayor pérdida de población (3.1%), seguida por Tamaulipas (3.0%) y Sinaloa (1.8%); Baja California, con una proporción similar de entradas y salidas, mostró un saldo migratorio en equilibrio.

EU, principal destino

Durante el periodo comprendido entre agosto del 2009 y septiembre del 2014, se estimó que 719,242 personas salieron, al menos una vez, del país con la intención de vivir, estudiar o trabajar en el extranjero.

Según el Inegi, este número de emigrantes internacionales captado en la más reciente versión de esta encuesta es el más bajo desde 1992 (1.9 millones), fecha en la que se comenzó a recolectar información sobre el tema en la ENADID, debido, principalmente, al endurecimiento de las leyes migratorias, al incremento en los riesgos de un viaje sin documentos y a la crisis económica que aún azota en algunos países.

Del total de emigrantes internacionales, 47.8% salió del país cuando tenía entre 15 y 29 años; 42.5% entre 30 y 59 años; 4.3% menos de 15 años y 3.8%, 60 años o más.

Estados Unidos sigue como el principal destino de los emigrantes que salen de territorio mexicano, aunque en menor medida. Durante 1990, fue el país de destino, en promedio, de 95 de cada 100 migrantes internacionales, y para el 2014, esta cifra se redujo hasta representar 86.3% como consecuencia de medidas restrictivas de entrada o permanencia por parte de la economía estadounidense.

Los tres principales motivos para salir del país fueron buscar trabajo o trabajar (67.8%), reunirse con la familia (14.4%) y estudiar (12.4%); también entra la causa de inseguridad pública o violencia, con 1.0 por ciento.

[email protected]