En la Reserva de la Biósfera Montes Azules, en Chiapas, se está registrando una destrucción que es imperativo frenar, señaló el senador Luis Armando Melgar Bravo, del grupo parlamentario del PVEM.

El legislador explicó que cada día las invasiones amenazan esa reserva natural .

Al participar en la mesa de trabajo intersecretarial, demandó medidas ambientales. Chiapas tiene que vivir de su campo; si no lo cuidamos, el día de mañana nos vamos a arrepentir , advirtió.

Melgar Bravo recordó que la Reserva de la Biósfera Montes Azules tiene un programa de manejo del año 2000, el cual no se encuentra actualizado, y más grave aún, la Reserva de la Biósfera de Lacantún no tiene el programa de manejo respectivo desde su creación, en agosto de 1992 .

Durante el encuentro, Pablo Chankin, de la comunidad lacandona y presidente del Santuario de Cocodrilo Tres Lagunas, advirtió que la Selva Lacandona corre peligro debido a la corrupción e invasiones promovidas por las mismas autoridades, así como por la tala clandestina, el saqueo de flora y fauna e incendios forestales.

Refirió que en la Reserva de la Biósfera Montes Azules existen tres poblados que se formaron mediante invasiones ilegales, pero si éstos se regularizan, requerirán de apoyos de los gobiernos federal y estatal para que lleguen servicios como educación, de salud, entre otros, lo que implicaría construir más carreteras, y con ello habrá más tala de árboles y saqueo de flora y fauna .