El pleno de la Cámara de Diputados conmemoró el Día Internacional de la Mujer en una sesión solemne en la que, de no haber sido por la presencia mayoritaria de las diputadas federales, no se habría logrado el cuórum necesario.

La mayoría de las legisladoras portaron en su vestimenta el color rosa, y les fue obsequiada una rosa del mismo color. La luz del salón de plenos también se encendió en el tono rosado para sumarse a ese día internacional para conmemorar todos los avances logrados por el sector femenino.

Luego de entonar el himno nacional, las diputadas de todos los partidos tomaron simbólicamente la tribuna de la Cámara de Diputados para tomarse una fotografía grupal, y gritaron al unísono: ¡Paridad, paridad, paridad! .

La presidenta de la Cámara de Diputados, Guadalupe Murguía (PAN), dijo que el sector femenino del país ha logrado grandes avances en todos los sectores, pero su problemática es aún compleja, porque a pesar de representar 52% del padrón electoral, sólo hay una gobernadora y ocupan sólo 15% de las presidencias municipales.

Destacó que si bien 52% de los títulos profesionales que se expiden son para mujeres, sólo 13% de las empresas ocupan a ese sector en cargos directivos.

Refirió que en el 2016, alrededor de 300,000 mujeres fueron víctimas de violencia, y fueron atendidas en refugios y centros de justicia.

El avance no ha sido fácil, ni gratuito, numerosas mujeres en muchas partes del mundo se apostaron por conquistar los derechos cuyo ejercicio hoy tenemos (...), y su lucha ha representado para ellas altos costos familiares, labores y personales , mencionó.

Luego de la sesión solemne, el pleno de la Cámara Baja realizó una sesión ordinaria donde únicamente diputadas federales presentaron iniciativas, sobre todo encaminadas al empoderamiento del sector femenino del país.

En tribuna, la diputada Hortensia Aragón (PRD) dijo que a las mujeres nos gustan las flores, muchas gracias, pero regálennos su voto solidario , y luego pidió que el nombramiento próximamente en esa Cámara de tres integrantes del Consejo General del INE sean mujeres.

La diputada Rocío Nahle (Morena) afirmó que el 8 de marzo no es un día de lamentaciones, no es un día de victimización; es un día de reconocimiento, es un día de unificarnos, es un día de féminas por nosotras, por nuestras hijas, por nuestras hermanas, nuestras madres, nuestras compañeras; solidaridad entre las mujeres, sí; apoyo entre las mujeres, sí; políticas públicas a favor de las mujeres .

#NosotrasParamos toman las calles

Diversos colectivos de la sociedad civil se manifestaron a favor de la igualdad de género con pancartas, instrumentos musicales y consignas como parte del movimiento #NosotrasParamos, y en el marco del Día Internacional de la Mujer. Las participantes rodearon el Ángel de la Independencia, tomadas de la mano, formando una valla humana. Seguridad Pública reportó una participación de 3,000 personas. (Salvador Corona)

jmonroy@eleconomista.com.mx