La nueva etapa de diálogo entre las fuerzas políticas y el gobierno federal -reconocida por los actores desde el lunes pasado- será menos tensa dentro de los institutos políticos, aunque su vigencia sería menor a lo que fue el Pacto por México. En esta ocasión el espacio de acuerdos podría terminar con el primer semestre de este año.

Para el catedrático de la Universidad Iberoamericana, Vicente Fernández, la etapa de acuerdos entre los partidos y el gobierno federal coincide con tres factores: el calendario electoral, pues en octubre arranca el año electoral 2015; el periodo ordinario de sesión, incluyendo posiblemente sesiones extraordinarias, y, por último, la elección de las nuevas dirigencias en PRD y PAN.

Estarán enfocados a temas pendientes por las adecuaciones de las reformas constitucionales; después actuarán en función de qué asuntos sí y cuáles no pueden negociar con el gobierno federal; esto, para que no les quite simpatías dentro del partido .

Y es que en el PRD hay un acuerdo de mantener el diálogo con el PAN y el gobierno federal, pero la participación de la dirección nacional en la imagen de Jesús Zambrano será colegiada, es decir, los temas que se agenden deberán pasar por la discusión de la Comisión Política Nacional.

La semana pasada los dirigentes del PRD, PAN y PRI, así como el gobierno federal, coincidieron en la necesidad de seguir con la etapa de acuerdos. El académico Vicente Fernández reconoció que el espacio de deliberación estaría limitado al inicio del año electoral. No será fácil, porque ya están preparándose para los procesos electorales y (...) no les conviene políticamente, pues podrían verse cercanos al gobierno federal .