El Consejo de la Judicatura Federal (CJF) desestimó durante el 2016 (al corte del 12 de diciembre) seis medidas de seguridad a jueces federales, además de dar por concluidos 40 programas de vehículos blindados, seis servicios de escoltas y 23 prendas de protección personal.

De acuerdo con la solicitud de información realizada por El Economista con número de folio 0320000182416, mediante la Plataforma Nacional de Transparencia, la instancia del Poder Judicial, encargada de proporcionar medidas de seguridad a juzgadores federales, informó con base en archivos de la Secretaría Ejecutiva de Vigilancia Información y Evaluación sobre las medidas denegadas y concluidas entre el 2011 y el 2016.

En el 2015, por ejemplo, se negaron 13 medidas de seguridad a los juzgadores; asimismo, se indicó que se dieron por concluidos 44 servicios de autos blindados y 17 servicios de escoltas.

Para el 2014 se concluyeron 12 medidas de seguridad, no obstante, de acuerdo con información proporcionada por la dependencia, no se tienen registros de medidas solicitadas por los juzgadores federales y que hayan sido negadas.

En el mismo 2014, el Poder Judicial de la Federación presentó y suscribió, a través del CJF, el Protocolo Iberoamericano para la protección de juzgadores. Dicho documento fue firmado por 12 países de la región, entre ellos Argentina, Chile y Guatemala.

En protocolo se especifica que las medidas de seguridad que se implementen a favor de los juzgadores obedecerán principios como necesidad, celeridad, oportunidad, proporcionalidad y reserva de la información.

A su vez, en el 2013 se dieron por concluidas dos medidas de seguridad, en tanto que se precisó nuevamente que la instancia no contaba con información sobre la negación de medidas, misma situación para los dos años anteriores (2012 y 2011).

No obstante, en el 2012 se concluyeron siete programas de seguridad a juzgadores, mientras que en el 2011 no se tiene registro de ni de negativas ni de conclusiones de medidas. De acuerdo con la información proporcionada, fue a partir de este último año que se empezaron a implementar medidas de seguridad para jueces.

Para este 2017, suman 79 juzgadores que mantienen alguna medida de seguridad como vehículos blindados, escoltas, chalecos protectores, radios de comunicación y un seguimiento cercano con ellos , se precisa en el informe anual de labores 2016 del presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación y del Consejo de la Judicatura Federal, Luis María Aguilar Morales.

Juzgadores y su trabajo

En el mismo informe del titular del Poder Judicial se refiere que durante el 2016 se emitieron 859 órdenes de cateo, lo que significó 70% del total de las solicitadas, 24 órdenes de arraigo, 63% de las tramitadas por las fuerzas del orden público, además de 3,702 órdenes de aprehensión, de las cuales 456 pertenecieron al nuevo sistema penal y se dictaron 3,702 sentencias condenatorias por jueces federales.

En el país existen en la actualidad un total de 824 órganos jurisdiccionales en los que laboran 550 jueces de distrito y 871 magistrados de circuito.

Además de los jueces que están en labores, se contrataron por concurso de oposición 325 jueces y 132 nuevos magistrados de distrito.