La bancada del PRI elegirá la próxima semana al próximo presidente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados. El aspirante natural a ese cargo es el diputado Jorge Carlos Ramírez Marín, quien ya ha ocupó esa posición en el 2010.

En la bancada priista hay unanimidad por aceptar e impulsar a Ramírez Marín, debido a que el legislador aspira a ser abanderado de su partido el próximo año para elección de gobernador en Yucatán. El cargo de presidente de la Mesa Directiva le daría visibilidad mediática, por lo que aunado a la experiencia de Ramírez Marín en la conducción de las sesiones del pleno, le permitiría quedar nuevamente al frente de los trabajos legislativos de la Cámara de Diputados entre el 1 de septiembre próximo y el 31 de agosto del próximo año.

El diputado Jorge Carlos Ramírez Marín es legislador por la vía de Representación Proporcional, lo que significa que fue colocado en listas por su partido político, el PRI, para asignarle un lugar.

Es licenciado en Derecho y fue en el 2012 el vicecoordinador general de la precampaña del entonces candidato a la Presidencia de la República, Enrique Peña Nieto, de quien también formó parte de su equipo de transición.

Ha sido dos veces diputado local en el Congreso de Yucatán y tres veces diputado federal (2000-2003; 2009-2012 y 2015-2018).

Su cercanía con el presidente Enrique Peña Nieto le valió para que lo nombrara en el 2012 titular de la entonces recién creada Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano, la Sedatu.

En su plenaria de los próximos 30 y 31 de agosto, los diputados federales deberán elaborar la agenda legislativa que impulsarán y nombrar a quien ocupará la presidencia de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, cargo al que también aspiran otros legisladores como Enrique Jackson y Gloria Himelda Félix.

La Mesa hoy es presidida por María Guadalupe Murguía (PAN).

Cámara alta

En el proceso de renovación de la presidencia de la Mesa Directiva del Senado de la República, la contienda se inclina para que se desarrolle entre dos aspirantes: los priistas Graciela Ortiz y Enrique Burgos.

Asimismo, se menciona el respaldo a la senadora de este mismo grupo parlamentario, Ana Lilia Herrera, aunque se espera que el debate se centre entre los citados legisladores.

De cara al próximo periodo ordinario de sesiones de la Cámara Alta y con ello la sucesión del actual presidente de la Mesa Directiva, Pablo Escudero del Partido Verde Ecologista de México, le corresponde al PRI, dirigir al órgano rector de la Cámara de Senadores .

Según legisladores consultados por este medio, el presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales, Enrique Burgos, es visto con buenos ojos por compañeros de otras bancadas partidistas.

Entre la trayectoria administrativa con la que cuenta el senador Burgos, destaca que en el 2000 fue director general del sistema nacional del DIF.

Sobre su trayectoria legislativa ha sido diputado local del Congreso de Querétaro y federal en los periodos comprendidos entre 1985 a 1988 y del 2003 al 2006, respectivamente. Además, ya había formado parte del Senado en la LIV Legislatura, de 1988 a 1991.

La senadora Graciela Ortiz, por su parte, actualmente se desempeña como presidenta de la Comisión de Estudios Legislativos.

De 1981 a 1991 fue la coordinadora de comunicación social del IMSS en Chihuahua y del 2010 al 2012 ocupó el cargo de secretaria general del Gobierno de esta entidad.

La actual presidenta de la Comisión para el Desarrollo Metropolitano, Ana Lilia Herrera, integró la Junta de Coordinación Política del Senado de la república en sendas ocasiones, en el 2013 y el 2014. También para el Segundo Año de la LXII Legislatura se de-sempeñó como la vicepresidenta de la Mesa Directiva de la Cámara Alta.

Del 2009 al 2012 fue presidenta municipal de Metepec, estado de México; directora general del Instituto Mexiquense de la Mujer, en el 2005, así como secretaria de Desarrollo Social mexiquense.

La Mesa Directiva del Senado es el órgano rector de la Cámara alta y se integra con un presidente, tres vicepresidentes y cuatro secretarios, electos por mayoría absoluta de los presentes y en votación por cédula. Permanece en ejercicio durante un año legislativo y sus integrantes pueden ser reelectos.