El pasado 15 de junio el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, adelantó la eliminación del Instituto Nacional de la Infraestructura Física Educativa (Inifed) para dar paso a la creación de comités integrados por docentes, padres de familia y alumnos en cada plantel que recibirán los recursos directamente para la construcción o rehabilitación de escuelas.

En un acto público en Chihuahua el mandatario explicó que esta medida tiene como propósito evitar intermediarios y el desvío de recursos.  Para la certificación de los comités se levantará un acta cuando éstos estén constituidos y recibirán los recursos anuales por parte de la Tesorería de la Federación para la reconstrucción o rehabilitación de las aulas. Señaló que el comité de cada escuela decidirá el ejercicio del presupuesto para la mejora de la infraestructura dependiendo de sus consideraciones.

El Inifed se creó a partir del 1 de febrero del 2008. Es un organismo descentralizado de la Secretaría de Educación Pública (SEP) encargado de la consultoría y certificación de la calidad de la infraestructura física de los centros educativos del país.

Entre las funciones del Instituto se encuentran la emisión de normas y especificaciones técnicas, así como la creación de guías operativas para la administración de los recursos destinados a la infraestructura educativa y la construcción, equipamiento, mantenimiento o reconstrucción de los espacios destinados a la educación.

Asimismo, da seguimiento técnico y administrativo a los programas de obra a cargo de las entidades federativas cuando incorporan recursos federales y participa en los programas de construcción de obra en la Ciudad de México.

También se encarga de coordinar actividades de prevención y atención de daños causados por desastres naturales.