La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) reiteró que su labor en el caso es del exgobernador de Coahuila, Humberto Moreira, detenido en España, es de vigilar el respeto al debido proceso y garantía de sus derechos fundamentales, como lo haría en el caso de cualquier connacional que está bajo proceso legal en el extranjero.

Las autoridades españolas notificaron la embajada mexicana en Madrid sobre la detención del también exlíder del PRI, en el aeropuerto internacional de Barajas de esa capital.

El Departamento de Estado de Estados Unidos reportó en un informe sobre Derechos Humanos que el 2 de diciembre del 2012, Moreira anunció su renuncia a la dirección del partido, en medio de una controversia que escalaba sobre un escándalo de deuda durante su mandato como gobernador.

EU registró que hacia agosto de ese año, la PGR inició una investigación penal por denuncias sobre un endeudamiento estatal no reportado de casi 3,000 millones, así como por tener documentos oficiales falsificados para obtener préstamos.

La Secretaría de Hacienda presentó una demanda penal ante la PGR en contra del estado de Coahuila, investigación que continuó hasta finalizar ese año. El Ministerio Público federal resolvió absolverlo por no contar con evidencias suficientes.

Tras la detención de Moreira, el pasado viernes 15 de enero, la SRE afirmó que velaría por los derechos humanos del priista.

La representación mexicana en España velará porque el caso del señor Moreira Valdés se apegue al debido proceso y con respeto a sus derechos humanos, al tiempo que le brindará asistencia consular en caso de que sea solicitada, como ocurre en el caso de cualquier ciudadano mexicano , indicó la cancillería.

[email protected]