La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) emitió la recomendación 29/2019 a la Secretaría de Bienestar, a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, así como a la Comisión Nacional de Mejora Regulatoria y al Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia al considerar que la cancelación del Programa de Estancias Infantiles vulneró los derechos humanos de los beneficiarios.

Durante la presentación de la recomendación, el primer visitador general de la CNDH, Ismael Eslava, aseveró que la cancelación de las estancias infantiles para dar paso al Programa de Apoyo al Bienestar de Niñas y Niños, Hijos de Madres Trabajadoras, para el ejercicio fiscal 2019, se realizó con irregularidades.

Detalló que entre el 7 de febrero y el 29 de abril del 2019 se presentaron ante el organismo nacional 204 quejas por presuntas violaciones a los derechos humanos de 5,340 personas agraviadas, de las cuales 2,049 fueron madres y padres; 1,662 niñas y niños; 1,310 responsables de estancias; 117 diputados federales y locales, y 202 personas (bajo otro estatus legal).

Los estados con mayor número de quejas fueron Jalisco con 2,420 personas agraviadas; Sinaloa 1,021; Veracruz con 779, y Chiapas con 207.

Eslava destacó que el Programa de Estancias Infantiles tenía una cobertura en las 32 entidades del país, a través de 1,278 municipios con alta marginación; contaba con un registro de 9,565 estancias y atendía a 310,968 beneficiarios.

Entre las irregularidades que el organismo nacional detectó se encuentra la reducción en 50.16% del presupuesto asignado al Programa de Estancias Infantiles, comparado con el ejercicio fiscal 2018, y con lo cual se incumplieron las disposiciones de la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria y la Ley General de Desarrollo Social que prohíben expresamente la disminución del presupuesto de ese tipo en programas sociales.

Asimismo, se comprobó que al menos 6,620 personas menores de edad que eran beneficiarias del Programa de Estancias Infantiles no fueron censadas por la Secretaría de Bienestar para así recibir el apoyo del nuevo programa.

Por otra parte, se emplearon los recursos que habían sido etiquetados para el extinto Programa de Estancias Infantiles contemplado en el Presupuesto de Egresos de la Federación de este año, para la ejecución del Programa de Apoyo al Bienestar, según la Comisión Nacional de los Derechos Humanos.

El organismo autónomo puntualizó que el pronunciamiento no pretende inhibir la implementación de medidas de austeridad y control presupuestal en el manejo de los recursos públicos, pero consideró que estas medidas deben ejecutarse sin vulnerar los derechos de niñas, niños, mujeres y padres, para evitar que se les prive de la oportunidad de acceder a servicios de cuidado y atención integral infantil.

Finalmente, la comisión recomendó actualizar el padrón de niñas y niños beneficiarios del entonces Programa de Estancias Infantiles hasta febrero del 2019, y pagar retroactivamente a las estancias infantiles los subsidios conforme a ese registro.

Algunas de las observaciones

• En el Programa de Estancias Infantiles, la Secretaría de Desarrollo Social solventaba el gasto de 900 pesos por niña o niño inscrito en las estancias infantiles; con el nuevo programa de Bienestar los padres reciben directamente 1,600 pesos por niña o niño inscritos al programa.

• La nueva administración planteó la entrega directa de los recursos a los padres con el propósito de evitar desvíos de los mismos.

• La CNDH denunció que se omitió la fundamentación para cambiar la modalidad de entrega del subsidio a transferencia económica directa, sin considerar mecanismos de supervisión para garantizar que se destinen exclusivamente a servicios de cuidado y atención integral infantil.

• En el 2019 se redujo 50.16% el presupuesto asignado al Programa de Estancias Infantiles respecto del ejercicio fiscal 2018.

• Se emitió una autorización presupuestaria para al Programa de Apoyo para el Bienestar de las Niñas y Niños, Hijos de Madres Trabajadoras, sin considerar que se trata de un Programa no previsto en el presupuesto de egresos del 2019.

• La Secretaría de Bienestar no entregó el diagnóstico para programas de nueva creación ni el impacto presupuestal.

• Los recursos que habían sido etiquetados para el extinto Programa de Estancias Infantiles, incluido en el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) de este año, fueron destinados para la ejecución del programa de apoyo al bienestar, el cual no está incluido en el Paquete Económico.

• La Comisión Nacional de Derechos Humanos argumentó que no se contemplaron los beneficios del Programa Estancias Infantiles, como el incremento de 18% de la probabilidad de las mujeres de encontrar empleo.

• Los cinco estados donde se reportó el mayor número de menores no censados para la inscripción al nuevo programa fueron: Veracruz, Estado de México, Chiapas, Sonora y Puebla.

• La Comisión Nacional de los Derechos Humanos consideró que la Secretaría de Bienestar no subsanó en su totalidad las observaciones formuladas por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público y la Comisión Nacional de Mejora Regulatoria al anteproyecto de Reglas de Operación del Programa de Apoyo al Bienestar.

Abogan por la protección de la niñez

La Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México, organizaciones civiles defensoras de la niñez y académicos hicieron un llamado a las autoridades para prevenir y erradicar todas las formas de explotación infantil, así como una mayor coordinación intersecretarial con los sectores público y privado para garantizar los derechos de las niñas, niños y adolescentes.

Durante la conferencia de prensa “No hay transformación con explotación infantil”, que se realizó en la sede de la CDHDF con motivo del Día Mundial contra el Trabajo Infantil (12 de junio), la Secretaría Técnica de la Mesa Social contra la explotación de niñas, niños y adolescentes manifestó que en la nueva administración no se ha expresado una política o medida que combata la explotación laboral de menores.

[email protected]