El espectro radioeléctrico es un recurso natural, de carácter limitado, que constituye un bien de dominio público propio de cada nación. Actualmente, el espectro, ha tomado gran relevancia ya que es el recurso natural mediante el cual el Estado ofrece frecuencias para la prestación de diversos servicios de comunicaciones, con medios tangibles como cables, fibra óptica, etc.

A través de bandas de frecuencias los titulares de una licencia pueden ofrecer la prestación de servicios de comunicaciones inalámbricas, radio, TV, Internet, Telefonía Fija y Celular.

En México, existen 119 millones de usuarios de telefonía móvil, es decir casi todos los mexicanos utilizamos el espectro radioeléctrico todos los días. Esto desde luego le confiere una importancia crucial para nuestra cotidianeidad y lo convierte en un recurso sumamente valioso para la nación.

En su Paquete Económico 2021, la SHCP, anunció la intención de actualizar y establecer nuevas cuotas anuales por el uso y explotación del espectro radioeléctrico, argumentando, que dichas cuotas “se encuentran por debajo de sus referencias internacionales”.

De acuerdo a Ernesto Piedras de CIU, dicho supuesto de la SHCP es “categóricamente falso y erróneo. Tanto que, de aprobarse esta medida de desesperación fiscal, los pagos por la banda de 800 MHz resultarían 5.6 y por la banda de 600 MHz hasta 13.6 veces en veces más caros, que en aquellos países de nuestros principales socios comerciales miembros de la OCDE.”

Piedras estima que en promedio, el pago por derechos por uso de espectro ascendió a 5.8% de los ingresos del segmento móvil durante 2019, con grandes diferencias entre ellos.

De acuerdo con el IFT, con cifras de agosto de 2020, entre los 700 MHz existentes asignados para telecomunicaciones móviles, Telcel utiliza 43.1%, AT&T 35.2%, Altán Redes 13.4% y Telefónica 8.3%, tras la devolución de frecuencias.

La discusión sobre el encarecimiento de los costos del espectro no es una que deba tomarse a la ligera y que amerita un serio análisis de mercado, político y económico. Recordemos que el gobierno actual ha promovido la importancia de brindar Internet a todo el país. Para lograr este objetivo se requiere gran inversión por parte de la IP y por parte del Estado. Quizá valdría la pena revisar los pros y contras que aumentar las cuotas del espectro unilateralmente traería no solo al erario sino a la población en general.

En cuanto a operadores de telefonía, esta decisión afectaría seriamente a los más chicos e incluso pondría en riesgo su permanencia en el sector. Movistar, ya ha optado por devolver frecuencias y adquirir capacidades de otros jugadores para proveer servicios. Ello provocó ya pérdidas al erario, puesto que el operador pasó de pagar en 2019 derechos anuales de 3.3 mil millones de pesos (mmdp) a 2.5 mmdp durante 2020, cifra que continuará en descenso.

¿Planes para el domingo?

A través del canal 9, Blim TV, así como la parrilla de Sky e Izzi estará transmitiendo los partidos de la National Football League (NFL) de la temporada regular de la espectacular liga de futbol americano todos los domingos a las 11:45.

Antonio Aja

Columnista

Showbiz