Amazon.com Inc reportó el jueves un salto de un 39% de sus ingresos del segundo trimestre gracias a un aumento de las compras en línea y una mayor demanda por sus servicios en la nube.

La compañía dijo que sus ventas netas aumentaron a 52,890 millones de dólares desde 37,960 millones de dólares de los mismos tres meses del año pasado.

Las acciones subieron más de un 2% tras el reporte, fuera del horario regular del mercado. El informe puede ser un alivio para los inversores en tecnología de Estados Unidos, que aún sufren tras una advertencia de menor crecimiento de Facebook Inc del miércoles que hundió sus acciones un 19 por ciento.

El informe de Amazon muestra cómo el minorista en línea más grande del mundo ha aprendido cada vez más a compensar los altos costos de la entrega rápida de paquetes y de video, que se han comercializado en todo el mundo con gran éxito.

Fue el primero en impulsar el negocio de vender almacenamiento de datos y poder de computación en la nube, una apuesta que continúa dándole dividendos y para invertir en grandes proyectos.

La ganancia neta aumentó a 2,530 millones de dólares, o 5.07 dólares por acción, en el segundo trimestre terminado el 30 de junio, desde 197 millones de dólares, o 40 centavos por acción, de un año antes.

Los ingresos de Amazon Web Services (AWS), el negocio de servicios en la nube de la compañía, subieron alrededor de un 49% a 6,110 millones de dólares, superando el promedio de previsiones de los analistas de 6,000 millones de dólares, según Thomson Reuters I/B/E/S. 

Sin embargo, la compañía dijo que espera una ganancia operativa de entre 1,400 millones de dólares y 2,400 millones de dólares, un aumento respecto de los 347 millones de dólares del año anterior. Los analistas esperaban utilidades de 843 millones de dólares, de acuerdo con Thomson Reuters I/B/E/S.

"Un gran aporte en el trimestre y en los últimos trimestres ha sido obviamente un fuerte crecimiento de nuestros negocios de mayor rentabilidad y también de la publicidad", dijo Brian Olsavsky, presidente financiero de Amazon, en una conferencia telefónica con medios.

"Hemos visto una mayor eficiencia esperada en gran parte de nuestro gasto en cosas como almacenes, centros de datos, marketing", agregó.

Los gastos de Amazon suelen subir en el trimestre de julio a septiembre, presionando las ganancias en la medida que la compañía se prepara para Navidad y las vacaciones de invierno, su período de mayores ventas del año.