OHL México reveló que el abogado Paulo Díez Gargari, representante de inversionistas minoritarios de la empresa concesionaria de carreteras, tiene una demanda penal de la Procuraduría Fiscal de la Federación, que depende de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

El abogado respondió: “No me ha llegado ninguna notificación de demanda alguna”.

De acuerdo con Díez, desde que OHL contrató hace más de un año al exsecretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont, como su abogado le ha dicho que está demandado pero no tiene a la fecha notificación alguna.

OHL México, subsidiaria de OHL España, llegó a un acuerdo con el fondo australiano IFM Global Infrastructure Fund (IFM) para que el último adquiriera la totalidad de las acciones de la empresa que cotiza en la Bolsa Mexicana de Valores.

De acuerdo con Díez Gargari, a OHL se le pagaron más de 45 pesos por acción y a los accionistas minoritarios se les ofertó pagar por sus títulos únicamente 27 pesos por unidad.

“Me encantaría que me llegue la demanda, ya que con el nuevo sistema penal acusatorio, las audiencias son públicas y me encantaría que escucharan mi versión”, explicó en entrevista el litigante que inició hace tres años un pleito legal en contra de la concesionaria que opera el Circuito Mexiquense.

El pasado jueves, el juez de lo civil del Tribunal Superior de Justicia de Ciudad de México, Agapito Campillo Castro, informó que se congelaban las acciones de OHL en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV).

También se informó a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) y al Indeval de la BMV que no se puede transaccionar con esos títulos.

no han sido notificados

La empresa concesionaria de infraestructura de transporte OHL México respondió que ni ellos ni el fondo australiano IFM Global Infrastructure Fund (IFM) han sido notificados por las autoridades correspondientes sobre la “supuesta demanda” de nulidad de la compra de acciones de OHL México.

“Ni OHL México ni IFM han sido legalmente emplazadas por autoridad alguna de la supuesta demanda aparentemente en relación con ciertas adquisiciones de acciones de OHL México. La información públicamente disponible sugiere que medidas precautorias habrían sido concedidas sin audiencia previa”, informó el viernes en un comunicado la concesionaria.

También alegaron que Díez Gargari fue demandado por difundir información falsa al mercado en relación con OHL México e indicaron que no es la primera vez que Infraiber y Díez Gargari intentan acciones legales en contra de IFM, OHL México y sus subsidiarias, sin que ninguna haya prosperado. Sin embargo, Paulo Díez dice que en menos de dos semanas llegarán otras demandas contra OHL que podrían incluir inversionistas individuales y fondos de inversión que no están de acuerdo con el dinero que recibieron por su inversión.