La cementera regiomontana Cementos Mexicanos (Cemex) reportaría otro trimestre negativo y con fuertes presiones por sus operaciones en México, mercado en donde el volumen de ventas de cemento se contrajo alrededor de 10% el año pasado, anticipan analistas del medio bursátil.

Será este jueves 6 de febrero cuando la emisora, que cotiza en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), presente sus resultados del cuarto trimestre del 2019, esperando una caída de 4% en ventas y de 8.7% en el flujo operativo (EBITDA) en términos de dólares en comparación con lo visto en el mismo periodo del 2018, adelantó Fernando Bolaños, gerente de Análisis en Grupo Financiero Monex.

También se prevé que la utilidad neta ascienda a 82 millones de dólares, lo que se compara positivamente con la pérdida de 37 millones de dólares registrada en el último tercio del 2018.

Igualmente coincide José Espitia, analista de Banorte, quien a través de un reporte anticipa que en el cuarto trimestre se observará la debilidad operativa de la cementera con sede en Nuevo León, afectado principalmente por las operaciones en México en donde los volúmenes de sus productos como el cemento mostrarían caídas de doble dígito.

Por ello, estimó que el EBITDA del cuarto trimestre del 2019 muestre una reducción de 13.7% en la comparación anual.

“Lo más relevante a monitorear será la generación de flujo de efectivo y el apalancamiento de la compañía, mismo que podría verse favorecido por las desinversiones de activos en los últimos meses”, destacó José Espitia.

Caen volúmenes

Este desempeño negativo que los analistas esperan que Cemex reporte este jueves se debe a una caída en sus volúmenes de venta principalmente en México, América Central, Sur y Caribe.

Luis Manuel Martínez, especialista en S&P Global Rating, explica que la contracción en los volúmenes de cemento empezó a finales del 2018, luego de que se cancelaron proyectos locales relevantes como el Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México en Texcoco, así como la caída en el crecimiento económico de México.

Lo anterior, aunado a la contracción en la construcción de nuevas viviendas debido a la reducción del subsidio federal, así como la suspensión parcial de varios proyectos de construcción comercial y residencial en la Ciudad de México.

Las acciones de la cementera repuntaron 4.34% en la BMV en la jornada para cotizar en 7.93 pesos por cada papel. En el año ganan 12.01 por ciento.

De hecho, fue la emisora que cerró el primer mes del año como una de las cinco con el mejor rendimiento en el mercado local, generando un rendimiento de sus papeles de 7.34 por ciento.

[email protected]