Coca-Cola Femsa (KOF), la principal embotelladora mexicana para Coca Cola, registró métricas positivas al cierre del segundo trimestre del 2021, destacando su aumento de utilidad neta del 91.14% con 3,668 millones de pesos.

De acuerdo con el reporte trimestral presentado a la Bolsa Mexicana de Valores, KOF tuvo ingresos por 47,786 millones de pesos, un aumento de 10.94% respecto a los 43,074 millones al cierre del segundo trimestre del 2020.

Además, el flujo operativo de la empresa al segundo tercio del 2021 fue de 10,061 millones de pesos, lo que implicó un alza de 37.22% frente a los 7,332 millones del mismo lapso del año previo.

En el reporte la firma indica que el volumen consolidado aumentó 9.1% en comparación con el segundo trimestre del 2020 y 1.3% comparado con el mismo periodo del 2019. “Este aumento fue impulsado principalmente por el crecimiento de volumen de las operaciones como resultado de una sólida ejecución, así como por la reapertura económica y el aumento en la movilidad en el territorio”, se lee en el reporte.

Además, el 30 de junio KOF publicó su primer informe del bono verde, proporcionando una actualización sobre la asignación del uso de los recursos de su primer bono verde, emitido en septiembre de 2020 por 705 millones de dólares. La compañía reportó el uso de recursos para el periodo de los dos años inmediatamente anteriores a la emisión, de 2018 a 2020, y se han destinado 235.48 millones de dólares, lo que representa el 33.4% de los recursos del bono verde.

Roberto Solano, analista de Monex, detalló en un reporte para inversionistas que ahora se tiene “una visión más alentadora para la emisora, ya que pese a que al inicio de año en diversos mercados el contexto de pandemia implicó retos, diversos países a través de vacunas y mejorías en la situación sanitaria han logrado generar un mayor consumo”.

ariel.mendez@eleconomista.mx