La embotelladora regiomontana Arca Continental (AC), la segunda mayor de Coca-Cola en América Latina, dijo el viernes que su ganancia neta creció 43.9% interanual, en el primer trimestre del 2016, gracias a la integración de la peruana Lindley y a un sólido desempeño en su mercado local.

La compañía reportó una utilidad neta de 1,871 millones de pesos (108 millones de dólares) y sus ingresos crecieron 39.3%, por mayores volúmenes de ventas en casi todas sus regiones, un aumento de precios y la integración de la peruana Lindley, que compró el año pasado.

La compañía, que opera negocios en México, Argentina, Ecuador, Perú y exporta a Estados Unidos, informó además de un alza de 44.6% de su flujo de operación (EBITDA), al compensar con eficiencias un alza en el precio de los edulcorantes y mayores gastos publicitarios.

En México, donde genera la mitad de sus ingresos, el volumen de ventas subió 11.5%, con incrementos en todos sus líneas de bebidas, mientras que el precio promedio aumentó 3.8 por ciento.

En Sudamérica, el volumen aumentó 114.8%, gracias a la incorporación de Lindley, que compensó una caída de 6% en Argentina y un débil desempeño en Ecuador.

AC, cuyas acciones ganaron el viernes 0.48%, a 117.95 pesos en la Bolsa Mexicana de Valores, anunció recientemente que incrementará su participación en sus subsidiarias de Argentina y Ecuador, de un 75 a 100%, para mejorar la toma de decisiones y la operación en ambos países.

La compañía dijo además, en una conferencia vía Internet, que analiza oportunidades para adquirir una franquicia de Coca-Cola en Estados Unidos y que ha tenido acercamientos preliminares con la popular embotelladora para conocer el modelo de negocio en el país. The Coca-Cola Company dijo el miércoles que está acelerando sus esfuerzos para franquiciar todas sus operaciones en Estados Unidos para finales del 2017.