El estadounidense JPMorgan Chase, principal banco de Estados Unidos, anunció el jueves grandes ganancias en el 2015, gracias a sus economías y préstamos a particulares, estimulados por la solidez del consumo en ese país.

La utilidad neta anual aumentó a 24,440 millones de dólares, con un alza de 12.4% sobre un año, mientras que la ganancia para el cuarto trimestre fue de 5,430 millones de dólares (10.2%), según un comunicado publicado el jueves.

Los resultados del banco en el último trimestre del 2015 entusiasmaron a los mercados financieros. Los consideran un dato muy positivo acerca de la reciente actividad estadounidense en momentos en que se enaltece el crecimiento de las economías de China y Sudamérica.

Jamie Dimon, presidente de JPMorgan, dio también señales de confianza a la comunidad financiera. No prevemos una recesión y la economía de Estados Unidos tiene una salud bastante buena , dijo este jueves.

De momento, los hogares estadounidenses no redujeron sus gastos. Las ganancias del banco en negocios minoristas subieron 10%, gracias a los créditos para compras de autos, créditos al consumo y préstamos a pequeñas y medianas empresas.

JPMorgan dijo, además, que está cubierto para un eventual perjuicio financiero desatado por el desplome del precio del crudo.

Su filial en Nueva York reservó 159 millones de dólares para cubrir eventuales ceses de pago de compañías del sector de energía y minería.

Tenemos una débil exposición en el sector petrolero , dijo a periodistas Marianne Lake, directora financiera del banco.

Lake señaló, no obstante, que el banco podría reservar hasta 750 millones de dólares para socorrer a empresas en aprietos por la caída del crudo.