El peso mexicano recupera terreno contra el dólar estadounidense. La divisa local se aprecia debido a que los mercados se estabilizan tras una ola de aversión al riesgo por el temor a un default de la promotora inmobiliaria china Evergrande.

Después de las fuertes caídas de ayer, el temor se reduce, pero se mantiene el nerviosismo ante un eventual incumplimiento de China Evergrande Group con sus acreedores que podría tener un alto imacto en el sistema financiero de China.

El tipo de cambio se ubica en 20.1245 unidades por billete verde comparado con un cierre de 20.1860 unidades ayer, con el dato del Banco de México (Banxico). Esto significa que el peso recupera 6.15 centavos, equivalentes a 0.31 por ciento.

 

El cruce se mueve en un rango cerrado con un máximo de 20.1443 unidades y un mínimo de 20.0583 pesos, mientras el Índice Dólar (DXY), que mide al billete verde contra el resto de las monedas del G7, cae -0.14% al nivel de 93.15 puntos.

"Los inversionistas prestarán completa atención al inicio de la reunión de política monetaria de la Fed, y a las eventuales medidas que empleará el gobierno Chino al sector inmobiliario", explicaron los analistas del grupo financiero Monex.

La Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos dará a conocer mañana su decisión de política monetaria. Pese a que no se esperan cambios en las tasas, los inversionistas aguardan por más información sobre una reducción de estímulos.

jose.rivera@eleconomista.mx