Vía libre a la compra de EE por British Telecom. La Autoridad de Mercados y Competencia (CMA) del Reino Unido ha aprobado la unión de ambas empresas en una acuerdo valorado en 12,500 millones de libras (16,250 millones de euros).

British Telecom señala que el visto bueno de la autoridad reguladora es incondicional y despeja el camino para que la empresa pueda completar la adquisición de EE, compañía controlada por Deutsche Telekom y Orange, en unas semanas, e incorporar el negocio a su grupo en los próximos meses.

Con esta adquisición, BT refuerza su posición en el mercado británico al sumar la operadora de móviles más grande del Reino Unido con 25 millones de clientes. El antiguo monopolio de las telecomunicaciones es la mayor compañía del negocio fijo y no contaba con negocio de móviles desde que se separó de Cellnet hace más de una década.

La CMA ya había dado su visto bueno provisional a la operación sin condiciones, lo que levantó las críticas de sus rivales por el fuerte dominio que va a tener su rival en el mercado de las telecos británico.

Deutsche Telekom y Orange, los actuales accionistas de EE, se convertirán en socios de BT cuando se complete la transacción el 29 de enero. La operadora alemana controlará el 12% del nuevo grupo y contará con un representante en el consejo de administración, y la empresa francesa tendrá el 4% del capital.

El sector en Reino Unido está ahora pendiente de la decisión sobre la venta de O2, filial de Telefónica, a Hutchinson, propietario de la operadora de móviles Three. La operación está siendo analizada por la Comisión Europea, que ha abierto una investigación en profundidad por el temor a que la unión reducirá la competencia en el mercado. O2 es el segundo operador de móviles de Reino Unido y Three, el cuarto.

[email protected]