Las bolsas europeas reaccionaron con optimismo este jueves ante el apaciguamiento de la guerra comercial entre Estados Unidos y China y cerraron con fuertes alzas.

Londres ganó 2.35% y se ubicó en 7,199.50 puntos; París ganó 2.62%, cerró a 5,276.67 puntos; Fráncfort cerró con subida del 2.90%, a 12,305.19 puntos; Milán ganó 2.35% y cerró a 22,970 puntos y Madrid subió 1.46% y se situó en 9,740.9 puntos.

Por otra parte las acciones europeas saltaron el jueves a su nivel más alto en más de dos semanas, gracias a que los inversores volvieron a apostar por activos de riesgo al aplacarse las preocupaciones en torno a las tensiones comerciales entre las potencias globales.

El índice STOXX 600 subió un 2.4%, registrando su mejor desempeño desde junio del 2016, impulsado por los sectores financiero e industriales y encabezando una ola de ganancias en las bolsas globales.

El índice DAX de la bolsa de Fráncfort, el mercado más expuesto a China, subió un 2.9 por ciento. Después del FTSE 100, el referencial de la bolsa alemana es el de peor desempeño en el 2018.

Luego de que las represalias desde China contra los aranceles impuestos por Estados Unidos a productos de ese origen provocaron gestos conciliatorios en Washington, algunos inversores empezaron a avizorar que una guerra comercial con todas las letras podría evitarse.

Los sectores insumos básicos y tecnológico, considerados los más vulnerables a costos más altos de comercialización, lideraron los avances del jueves. Infineon, ASML , Nokia y SAP encabezaron el movimiento con subidas de entre 1.8 y 4.5 por ciento.

Los principales valores del sector financiero, que suelen indicar la percepción de los inversores sobre el riesgo en los mercados globales, contribuyeron a la subida del STOXX. Entre los avances estuvieron los de HSBC, BNP Paribas y Santander.

Entre las acciones del sector industrial las ganancias las encabezaron Siemens, ABB y Airbus, con alzas de entre 2.2 y 3.5 por ciento.

Las acciones de Telecom Italia subieron un 5.2% luego de que fuentes contaron a Reuters que el banco estatal de inversión italiano CDP comprará una participación en la compañía de telecomunicaciones.