En siete años de operación, Banco Walmart nunca le generó ganancias a Walmart de México y Centroamérica. En casi 28 trimestres, la institución financiera tuvo pérdidas por 2,876 millones de pesos, dinero que la tienda de autoservicio genera en menos de 60 días. En el tercer trimestre de este año, la utilidad neta de la minorista ascendió a 4,871 millones de pesos.

De enero a septiembre de este año, la utilidad neta de Walmart fue por 20,039 millones de pesos, por lo que las pérdidas acumuladas en siete años de existencia de su banco, apenas significarían 14.35% de las ganancias del corporativo en los primeros nueve meses de este 2014.

Para los analistas, la noticia de la venta de Banco Walmart a Inbursa muestra que el concepto de banco-tienda no funcionó y se buscó que los accionistas siguieran perdiendo. Para Inbursa significa una oportunidad de incursionar en el otorgamiento de créditos en los estratos bajos de la población.

El jueves pasado se anunció que Walmart le vendía a Inbursa el banco en 1.7 veces sus capital contable, esto es alrededor de 3,500 millones de pesos.

Carlos Ugalde, subdirector de Análisis de Signum Research, comentó que esta venta estuvo por debajo con relación a los múltiplos a los que están cotizando las instituciones financieras en el mercado, lo que implicó que esta operación se dio con 20% por debajo del múltiplo sectorial -el promedio está en 2.1 veces contra las 1.7 veces a las que se pagó.

Precisó que ese precio -de la venta- está justificado dada la situación que ha experimentado el banco, el cual nunca logró despegar ni consolidarse como banco de nicho dirigido a la base de la pirámide.

Ugalde dijo que los niveles de rentabilidad de Banco Walmart son negativos y estaban destruyendo valor para los accionistas de la empresa y eso, dijo, se vio reflejado en los niveles de rentabilidad financiera (ROE), la cual en octubre de este año estaba en menos 3.95 por ciento. El que se mantenga en cifras negativas es que ha estado reportando pérdidas netas y no está generando valor por cada peso invertido por los accionistas , dijo.

De acuerdo con datos de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), Banco Walmart en los últimos años generó pérdidas: en el 2007, año de su creación, las pérdidas ascendieron a 169 millones de pesos; en el 2008 fueron por 428 millones; en el 2009 por 506 millones; en el 2010 por 511 millones; en el 2011 por 550 millones; en el 2012 por 414 millones de pesos; en el 2013 por 209 millones, y en los primeros 10 meses de este año ascendieron a 89 millones de pesos.

De acuerdo con cifras al tercer trimestre del año, Banco Walmart cuenta con 130 sucursales con una cartera de crédito vigente de 5,293 millones de pesos, de los cuales 1,864 corresponden a créditos comerciales y 3,429 millones a créditos de consumo.

De enero a septiembre de este 2014, este banco traía una cartera vencida por 264 millones de pesos, de los cuales 45 millones eran comerciales y 219 millones de crédito al consumo.

Gustavo Piras Oliveira, analista financiero de UBS, comentó que Banco Walmart no logró ganar una escala suficiente para generar un balance positivo, por lo que la decisión de Walmart de deshacerse de este banco le permitirá a la empresa minorista ser capaz de crear mucho más valor si se centra en el comercio minorista, reforzando el esquema de Sam’s Club, además de acelerar su modelo de e-Commerce -comercio por Internet.

La alianza

Sobre la alianza entre Walmart y Grupo Financiero Inbursa, Julio Zamora, analista de Accival, la Casa de Bolsa de Banamex, dijo que el banco propiedad del magnate mexicano Carlos Slim será capaz de aumentar el portafolio de productos disponibles para los clientes de la cadena de tiendas de autoservicio, incluyendo seguros, pagos electrónicos y banca. Banco Walmart, añadió, ha tenido una limitada oferta de productos crediticios desde que terminó su relación estratégica con BBVA Bancomer.

Grupo Financiero Inbursa ocupa el lugar número ocho dentro de los bancos del país con una cartera total superior a los 190,000 millones de pesos, de la cual 10% se enfoca al crédito al consumo con 18,000 millones de pesos, con un índice de morosidad de 3.62% y es propiedad del segundo hombre más rico del mundo, Carlos Slim.

Daniel Abut, analista de Accival, consideró como positivo este anuncio por parte de Inbursa, debido a que le permitirá a ese grupo financiero aumentar su participación de mercado en el negocio de créditos personales y al consumo.

Al cierre de este viernes, las acciones de Walmart e Inbursa reportaron resultados mixtos, mientras que los títulos de la cadena minorista tuvieron una pérdida de 2.67% al cerrar en 29.93 pesos, las del grupo financiero de Carlos Slim ganaron 1.76%, al concluir en 37.46 pesos.

pablo.chavez@eleconomista.mx