Moscú. Uno de los agentes de la principal agencia de seguridad interior rusa y un soldado murieron mientras se enfrentaban a lo que fue descrito como una serie de intentos de atentados terroristas por parte de saboteadores ucranianos en Crimea, según señaló la agencia, una acusación que las autoridades de Ucrania rechazaron.

El presidente ruso Vladimir Putin condenó lo que describió como un acto criminal estúpido por parte de las autoridades ucranianas, y prometió tomar medidas adicionales para garantizar la seguridad de Crimea. También exhortó de manera enérgica a ?Occidente para que advierta a Kiev en contra de recurrir al terrorismo en lugar de buscar un acuerdo pacífico .

El presidente ucraniano Petro Poroshenko rechazó las acusaciones de Rusia como fantasiosas y una provocación , al tiempo que afirmó en un comunicado que su gobierno únicamente utilizará medios políticos y diplomáticos para recuperar su soberanía sobre Crimea.

Rusia se anexó la península del mar Negro en marzo del 2014, luego de un apresurado referendo. El conflicto resultante en el este de Ucrania ha cobrado al menos 9,500 vidas y los combates entre las tropas ucranianas y los separatistas prorrusos han continuado pese a un cese del fuego acordado en el 2015.

El Servicio Federal de Seguridad, conocido por sus siglas en ruso FSB, informó mediante un comunicado que su agente fue asesinado el fin de semana cerca de Armyansk, a unos kilómetros de la frontera entre Crimea y Ucrania.

Durante una conferencia Putin acusó al liderazgo ucraniano de involucrarse en terrorismo en lugar de conversar sobre el acuerdo de paz. Debido a ello, dijo, no tiene sentido hablar en torno al acuerdo de paz ucraniano con los líderes de Ucrania, Francia y Alemania en el marco de la reunión del G-20 a realizarse en China el próximo mes, como se tenía planeado anteriormente.

Poroshenko respondió en su comunicado que nunca utilizaríamos el terrorismo para desocupar Crimea .