Lima. El juez superior Víctor Zúñiga dictó la medida de prisión preventiva por 15 meses contra Keiko Fujimori por recibir aportes ilegales de la constructora brasileña Odebrecht a sus campañas por la presidencia del 2011 y 2016.

“El juzgado determina que existe sospecha grave de que la investigada representa un peligro concreto y latente para el desarrollo de las investigaciones”, dijo el magistrado en la audiencia.

Agregó que la medida de prisión preventiva es necesaria, proporcional e idónea.

Keiko Fujimori volverá a prisión luego de haber cumplido ya una sentencia de 13 meses, ordenada por el juez Richard Concepción.

“Existe sospecha grave en cuanto Keiko Fujimori habría conocido de los actos de conversión y transferencia del dinero ilícito proveniente de Odebrecht”. “Tenía participación en toda actividad interna y externa dentro del partido”, dijo Zúñiga.

Fujimori estará tras las rejas hasta el 27 de abril del 2021. Es decir, quedaría fuera como candidata para las elecciones presidenciales del próximo año.