Bruselas. Francia presionará por sanciones financieras bajo el fondo de recuperación de coronavirus de 750,000 millones de euros de la Unión Europea (UE) contra los estados que socavan los derechos humanos fundamentales, advirtió el ministro francés de asuntos europeos al periódico Financial Times.

Clément Beaune, el nuevo ministro de asuntos europeos de Francia, aseguró que su gobierno impulsará un mecanismo sólido de Estado de derecho que hará que el acceso a miles de millones de euros en la ayuda de recuperación de la UE esté condicionado al respeto de los valores fundamentales a la luz de los acontecimientos en Polonia y Hungría, este mes.

“(No podemos decir) a los ciudadanos franceses, polacos, húngaros y europeos que (nosotros) podemos tener solidaridad financiera en Europa y no nos importa cómo se respetan las reglas básicas de la democracia, los medios libres y la igualdad de derechos”, dijo Clement Beaune en una entrevista publicada tarde el domingo.

La Comisión Europea, los legisladores y activistas de la UE han dicho que las libertades están particularmente amenazadas en Polonia y Hungría.

Polonia prometió salir de un tratado internacional sobre la protección de las mujeres contra el abuso doméstico, además de la designación de “zonas libres de LGBTI” en seis ciudades, son medidas criticables.

Beaune le dijo al periódico que la UE debe ser más dura con las violaciones de esos países.

“Europa no es solo un mercado sino un proyecto cultural y político”, sentenció.