Guadalajara, Jal. Con el argumento de garantizar la seguridad de sus colaboradores y el personal que laboraba cerca de él, la tarde de este jueves presentó su renuncia el titular de la Secretaría del Trabajo y ex fiscal general del estado, Luis Carlos Nájera Gutiérrez de Velasco.

Tras el atentado en su contra registrado el pasado 21 de mayo por parte de integrantes del cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), cuando se encontraba comiendo en un restaurante del corredor gastronómico y cultural de la avenida Chapultepec, Nájera declaró que no renunciaría y que se mantendría al frente de la STyPS.

No obstante, el gobernador Aristóteles Sandoval, afirmó que como resultado de las investigaciones realizadas al momento, se detectó que el grupo delictivo  mantiene sus intenciones contra Nájera.

“Luego de la investigación que está en curso a partir de la que se han vinculado a proceso a siete personas, quienes se presume forman parte de un grupo de la delincuencia organizada, se desprende la intención de esta organización delictiva de insistir en su objetivo de atentar contra la vida de Luis Carlos", dijo Sandoval al anunciar la renuncia de Nájera en Casa Jalisco convertida en una fortaleza este jueves.

"Lo que es cierto, así me lo ha hecho saber, tras una reflexión familiar y personal, es el hecho inobjetable de que su sola presencia representa un riesgo para quienes le acompañan en el desempeño de sus funciones y la población en general", subrayó el mandatario.

Señaló asimismo que pese a los señalamientos de presunto involucramiento de Nájera con grupos del crimen organizado, nunca se le ha podido demostrar.

El pasado lunes, durante una visita del secretario federal del Trabajo, Roberto Campa Cifrián, fue notable la ausencia del funcionario estatal, Luis Carlos Nájera.

El gobernador de Jalisco indicó que será en próximos días cuando dará a conocer quién se quedará a cargo de la Secretaría del Trabajo en el estado.