Cancún, QR. La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) clausuró en Tulum el Restaurante la Buena Vida , así como a los predios conocidos como Tlalocan y Nah Nah , además de iniciar las investigaciones por descargas de aguas negras en manglar y humedales en contra del hotel Villas Akumal.

El Restaurante la Buena Vida, con tienda de buceo y actividades acuáticas Akumal Dive Adventures, ya había sido sancionado anteriormente por Profepa en 2005, debido a obras irregulares; sin embargo, continuó con una ampliación ilícita de sus instalaciones en lote 35, donde construyó una alberca, tienda de buceo, regaderas y corredores, sin las autorizaciones correspondientes, motivo por el cual fue clausurado.

El predio Tlalocan es una casa de turismo en la que, en 2,243 metros cuadrados, se edificaron una alberca, muretes, jardines, pasillos y palapas en la zona federal marítimo terrestre sin contar con autorización de impacto ambiental, causa de clausura de sus obras.

En el desarrollo Nah Hah se construyeron, también ilegalmente, una estructura de entrada, dos jardineras, una vivienda, dos bardas, dos muretes, una alberca, una caseta y una fosa que cuenta con descarga irregular de desechos líquidos, los cuales fueron clausurados por el impacto ambiental que provocan a la Bahía de Akumal.

La Profepa logró documentar que los tres desarrollos afectaron los ecosistemas de matorral y duna costera donde habitan especies vegetales de importancia ecológica, tales como la palma kuka y Palma chit, especies enlistadas en la Norma Oficial Mexicana NOM-059-SEMARNAT-2010, las cuales se encuentran en riesgo.

Otros sancionados

El 4 de mayo pasado, Profepa clausuró un desarrollo habitacional conocido como Villa Balam Ek, también en Tulum, debido a la afectación de 1,000 metros cuadrados de terreno forestal en duna costera y selva baja.

La Profepa documentó que se construyeron una casa de cuatro niveles, una piscina y dos jardineras, sin contar con la autorización federal que expide la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat).

El 19 de abril de 2016, la Procuraduría también clausuró temporalmente la construcción de nueve edificios que se encontraban sobre terreno de duna costera en una superficie de 5,474 metros cuadrados, en el municipio de Othón P. Blanco al sur de Quintana Roo.

[email protected]