Por segundo mes consecutivo, la Ciudad de México se ubicó en septiembre pasado como la primera generadora de empleos formales en el país.

Sin embargo, el principal motor económico del territorio nacional todavía no recupera los niveles prepandémicos de su mercado laboral.

Según datos de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, la Ciudad de México creó 22,864 trabajos asegurados en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), respecto a agosto, quedando en la cima por segundo mes consecutivo (previamente generó 21,572 plazas).

Esta cifra representó 13.1% del total nacional, que ascendió a 174,096 nuevos puestos.

En tanto, los principales sectores que incentivaron las 22,864 altas en el Seguro Social fueron comercio (7,205), transportes y comunicaciones (5,942), servicios sociales y comunales (5,902) y construcción (4,340); este último es el eje rector del plan de reactivación del gobierno capitalino, el cual ya lleva tres meses con saldos positivos.

Los otros sectores que generaron empleos formales fueron industrias manufactureras (356), industria eléctrica y captación y suministro de agua potable (260) y agricultura, ganadería, silvicultura, pesca y caza (232).

Mientras industrias extractivas y servicios para empresas, personas y el hogar mostraron pérdidas laborales de 118 y 1,255, respectivamente; como a nivel nacional, el segundo sector referido es un foco de atención. 

No obstante, todavía la Ciudad de México no recupera los empleos formales perdidos por la pandemia, pese a que lleva tres meses al hilo creando plazas formales (acumulado de 54,707 altas en este periodo), ya que entre febrero del 2020, antes que llegara el virus, y septiembre del 2021, muestra una merma de 161,856 puestos.

Después de la Ciudad de México, las entidades que más empleos crearon en el noveno mes del 2021, en relación con agosto pasado, fueron Estado de México (18,040), Nuevo León (16,921), Sonora (13,190) y Sinaloa (12,553). Por su parte, sólo cuatro estados perdieron trabajos: Tlaxcala (208), Campeche (759), Guerrero (1,492) y Quintana Roo (2,044).

En el acumulado de los primeros nueve meses del 2021, los líderes fueron Nuevo León (95,171 nuevas contrataciones), Baja California (76,988) y Jalisco (67,364).

Al otro extremo únicamente se ubicaron dos entidades: Oaxaca (940 despidos) y Veracruz (6,118).

Por último, en el análisis de febrero del 2020 contra septiembre del 2021, cuya finalidad es saber si los subnacionales ya se recuperaron de la destrucción laboral que ocasionó la contingencia sanitaria, se observó que 21 entidades lograron rebasar el nivel prepandémico.

El podio se compuso por estados fronterizos, que próximamente se verán más beneficiados porque Estados Unidos reabrirá sus fronteras terrestres a viajes no esenciales: Baja California, con una generación de 83,069 empleos formales; Nuevo León, con 50,370, y Chihuahua, con 37,801.

En el último lugar está la Ciudad de México, que es la entidad que le falta el camino más largo por recorrer para recuperarse en materia de trabajo, ya que exhibe una merma de 161,856 plazas en el lapso de referencia.

estados@eleconomista.mx