Gustavo Leal Fernández, investigador y especialista de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), advirtió que actualmente existe un desafío pensionario para la siguiente generación, además de un problema por los cambios y reformas en materia laboral y de seguridad social que ha implementado el gobierno mexicano en los últimos años.

Estamos muy preocupados porque mientras que las generaciones de jubilados y pensionados en este momento no enfrentan una amenaza de ningún tipo, en el caso de todos aquellos que nos vamos a jubilar, que estamos en el horizonte del trabajo, tenemos dos grandes problemas que resolver, el primero: el sistema de dinámica del fondo de ahorro para el retiro , dijo.

Indicó que este modelo no es una garantía para que el trabajador pueda acceder a una pensión.

En este sentido detalló que la reforma al IMSS en 1995 y la del ISSSTE en el 2007, han mostrado que este sistema de ahorro sólo será capaz de devolver pensiones de 25% del último salario que percibe el trabajador al momento de su retiro .

Durante el foro Tres Generaciones ante el Desafío Pensionario Mexicano , Gustavo Leal indicó que las generaciones adheridas a este sistema de afores están condenados a una vejez precaria y de hambruna al momento de su retiro en especial los jóvenes que no cuentan con la cultura del ahorro y le apuestan a una pensión mediante la seguridad social.

Afirmó que se necesita una nueva propuesta integral de seguridad social, en la que se considere una agenda de jubilados y pensionados, así como una atención inmediata hacia el seguro popular.

Según la Secretaría de Planeación y Finanzas del estado, sólo el costo anual de las pensiones y jubilaciones de los trabajadores del sector público asciende a 535 millones de pesos, costo que registró un aumento en cinco veces durante los últimos siete años.