El Programa de Obra del Fondo para la Infraestructura Social Municipal (FISM) 2011, perteneciente al ramo 33 para San Juan del Río (SJR) tendrá recursos por 44 millones de pesos, que serán ejercidos en las 84 comunidades y colonias del municipio.

El presidente municipal, Gustavo Nieto Chávez, indicó que con estos recursos se ampliará la obra pública en colonias y comunidades, además de urbanización, drenaje, agua potable, alcantarillado, letrinas y electrificación.

El edil detalló que para incrementar el servicio de agua se invertirán 2 millones de pesos y se beneficiará a las comunidades de Buena Vista, El Granjeno, Guadalupe de las Peñas, Vaquerías, San Antonio Zatlatuco y Rosa de Castilla.

Mientras que para los trabajos de drenaje, letrinas y alcantarillado se invertirán 8.2 millones de pesos y se atenderán comunidades como Arcila, Cerro Gordo, Barrio de la Concepción, El Organal, San Germán, Santa Rosa Xajay, entre otras.

En materia de urbanización, se destinarán 24.3 millones de pesos para la ejecución de empedrados, ampliación de caminos, construcción de banquetas, rehabilitación de puentes y pavimentaciones, en más de 50 comunidades, entre las que destacan La Valla, Barrio de la Cruz, Cazadero, El Carrizo, Loma Linda, Perales, Palma de Romero, La Laborcilla, El Rosario, El Coto, El Rodeo, La Mesa, El Sitio, Palmillas, Santa Cruz Nieto Soledad de Río, TunaManza, entre otras.

De igual forma, anunció Nieto Chávez, se proyecta la ampliación de electrificación cuya inversión será de 9.5 millones de pesos y se estarán emprendiendo los trabajos en las comunidades de Casa Blanca, Dolores Cuadrilla de En medio, El Chaparro, El Jazmín, El Mirador, El Rodeo, Estancia de Santa Lucía, La Corregidora, La Estancia, La Llave, Paso de Mata, Sabino Chico, San Pedro Ahuacatlán, Santa Matilde, Visthá y El Carrizo.

EVALUARÁN POBREZA

De acuerdo con lo publicado en el Diario Oficial de la Federación, la Secretaría de Desarrollo Social será la que distribuirá el FISM entre los estados, considerando criterios de pobreza extrema conforme a una fórmula y procedimientos específicos.

Los estados, a su vez, repartirán los recursos entre los municipios tomando en cuenta indicadores como los ingresos por persona en las comunidades, el nivel educativo promedio por hogar, así como la disponibilidad de espacio de la vivienda, de drenaje, de electricidad, de gas.