En junio se tendrá la marca Sierra Mágica para beneficiar a 65 poblaciones del norte del estado, con el objetivo de fortalecer el turismo de naturaleza en esta región, proyecto que encabeza la Secretaría del ramo en la entidad y 19 municipios.

El titular de la Secretaría de Turismo, Ángel Trauwitz Echeguren, comenta que la inversión inicial será de 10 millones de pesos para marcar con nueva señalética las rutas carreteras hacia los principales atractivos -lagunas, aguas termales, bosques, entre otros- que ofrece cada municipio.

Detalla a El Economista que otra de las estrategias es homologar los módulos de información que existen en estas poblaciones para que promuevan la Sierra Norte y no sólo a sus respectivos municipios.

Algunos de los que participan directamente con recursos son Chignahuapan, Tetela de Ocampo, Aquixtla, Jonotla, Huauchinango, Pahuatlán, Zoquitlán, entre otros, los que aportarán un total de 2.6 millones de pesos.

PROYECTOS VERDES

A la par, los ayuntamientos involucrados se encargarán de generar proyectos de sustentabilidad ambiental para el cuidado de sus áreas naturales, que son su principal oferta, aunque -agregó- hay algunas localidades que también tienen inmuebles históricos de tipo religioso y colonial.

Refiere que esta región norte del estado se ha visto beneficiada con la denominación de Pueblo Mágico que recibió Zacatlán en abril del año pasado, lo que disparó la ocupación hotelera a más de 100% en fines de semana y puentes vacacionales para esta población.

Una de esas poblaciones beneficiadas, dijo, es Chignahuapan, que en el 2010 recibió 200,000 turistas y el año pasado cerró con 700,000, debido a su cercanía -a 10 minutos- de Zacatlán. Por lo que muchas de las familias, sobre todo si van en noviembre, pasan a comprar sus cajas de esferas y visitan las aguas termales , destacó.

[email protected]