Cada que hay elecciones presidenciales ronda el fantasma de la devaluación, dijo Juan Musi Amione, director general de Somoza Finamex Inversiones, quien descartó que este año exista algún riesgo de que ello ocurra.

Las finanzas públicas en relación con la economía han sido verdaderamente buenas, no sólo desde estos últimos seis años. En la siguiente elección, gane quien gane, esto se va a mantener.

Este manejo de las finanzas públicas se va a sostener y se ha sostenido en los últimos 16 años, por eso pensamos que no obstante de que gane quien gane, de mantener esta tendencia, con los niveles de reservas que tenemos y las finanzas públicas que vemos, evidentemente no hay un riesgo de devaluación , aseveró el funcionario de Somoza durante el octavo Simposio Nacional del Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas, realizado en Querétaro.

Saldo de las reservas

El Director General de Somoza comentó que actualmente el saldo en reservas de México es de 150,000 millones de dólares, cifra con la que nunca había llegado México a una elección.

Las reservas cuando el tipo de cambio se va hacia arriba, explicó, son utilizadas para bajarlo, además de que los vencimientos de deuda de gobierno federal el siguiente año y lo que resta de éste son verdaderamente pequeños, consideró.

En el caso de 1994, cuando fue la devaluación del peso, las reservas en México ascendían a 6,000 millones de dólares y los vencimientos eran por 20,000, es decir, se requería de 14,000 millones de dólares para financiar los vencimientos del siguiente año.

En la actualidad, insistió, la situación de cara a las elecciones y de cara concretamente en la paridad cambiaria no es un factor que preocupe .

Lo anterior debido al déficit de cuenta corriente en millones de dólares en México y las necesidades que tienen este año para financiar deuda pública y privada, que son de casi 14,000 millones de dólares, ante los ingresos que se tienen por concepto de Inversión Extranjera Directa (IED) de 23,000 millones de dólares, las remesas familiares provenientes de Estados Unidos por 25,000 millones de dólares y la inversión financiera de 15,000 millones de dólares.

Tenemos un superávit de casi 50,000 millones de dólares al año, entonces cuando nos dicen que se va devaluar el tipo de cambio, estas cifras dicen que eso está completamente mal fundado , sostuvo.

Aunado a ello, refirió que mientras en todo el mundo las tasas -excepto los bonos del tesoro en Estados Unidos- han subido de enero a la fecha, en México han bajado.

Mañana, añadió, hay junta del Banco de México (Banxico) y, por lo que se sabe, Agustín Carstens y un grupo mayoritario de la Junta de Gobierno de Banxico quisieran bajar la tasa, y hay otro grupo que se opone a bajarla.