Puebla, Pue. En la planta Volkswagen (VW) de México se descartaron efectos negativos por la llegada de Donald Trump a la Presidencia de Estados Unidos, o por el alza a la gasolina, ya que lo más fuerte para la marca fue el dieselgate.

El dieselgate fue el escándalo que tuvo que enfrentar la empresa por trucar los motores diesel de sus vehículos comercializados en Estados Unidos, el cual fue detectado por autoridades de ese país, en septiembre del 2015.

El secretario general del Sindicato Independiente de Trabajadores de la Industria Automotriz Volkswagen de México (Sitiavw), Rey David García Avendaño, comentó que en este arranque del año, y con base en el calendario de producción, la fábrica cuenta con estabilidad.

Comentó que, por día, se fabrican más de 2,000 unidades, que comprende los modelos Golf, Golf Variant, Jetta y New Beetle, los dos últimos retomaron su producción la semana pasada.

El efecto negativo que, se prevé, sufrirán todas las empresas, tras las medidas anunciadas por Trump de subir aranceles e impuestos a las fábricas que importen a Estados Unidos, ya lo tuvo la empresa en el 2016 por el dieselgate, y dicho suceso representó pérdidas económicas importantes para el consorcio alemán, expuso el secretario general.

Manifestó que no corresponde al sindicato, conformado por cerca de 8,769 basificados, el dar un pronóstico de cómo será el 2017 para Volkswagen, ya que ellos están enfocados a cumplir con las metas de producción establecidas.

De acuerdo con la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz, en el 2016, la armadora alemana produjo 414,685 vehículos, es decir, 42,832 menos que los ensamblados en el 2015, equivalente a 9.4% menos, mientras que sus exportaciones cayeron 15.1%, ya que fueron sólo 333,940 autos comparado con los 393, 263 del año previo.

García Avendaño previó que ante una posible afectación, la estrategia que se tiene se basa en el trabajo y la unidad realmente el mercado no depende de los trabajadores sino de los clientes .

Tiguan comienza en marzo

El secretario general dijo que será en marzo cuando se arranque la producción de la camioneta Tiguan, por lo que ya están en la fase de pruebas del nuevo segmento construido en la planta ubicada en el municipio de Cuautlancingo.

[email protected]