El Municipio de Corregidora presentó el Plan 10 por la Austeridad, como una medida para disminuir el gasto corriente y hacer frente a las necesidades de la demarcación, anunció el presidente municipal, Mauricio Kuri González. Entre ellas se considera una segunda reducción de 10% de su salario (que inició en 105,000 pesos) a cerca de 85,000 pesos mensuales, además de que descartó la autorización de aumentos para sus funcionarios.

El importe total del ahorro es de 15 millones de pesos, será 100% dirigido este recurso al área de seguridad (...) vamos a tener un municipio donde siga prevaleciendo la certidumbre, y con certidumbre sigan llegando las inversiones, y con inversiones podamos producir más impuestos que nos permitan traducirlos en servicios para los ciudadano , expresó.

El uso de vehículos oficiales para fines personales queda estrictamente prohibido, por lo cual no se podrá hacer mal uso de ellos durante y después de la jornada laboral. Con esta medida se busca reducir 15% el consumo de combustibles. En este rubro, llamó a los ciudadanos a denunciar estas actividades, porque en caso de no cumplir con la disposición los funcionarios serán sancionados.

Serán despedidos inmediatamente, aquí le digo a los ciudadanos que si ven algún vehículo oficial que esté en funciones privadas o de uso personal de los funcionarios públicos nos lo hagan saber y la contraloría iniciará una investigación inmediatamente , advirtió el alcalde.

Por otra parte, indicó que se prohibirá la asignación de teléfonos celulares con cargo al municipio; se reducirá la compra de productos y cafetería para el personal; además de que el pago de alimentos por reuniones de funcionarios y el pago de viáticos quedará limitado a las áreas que, previa autorización, justifiquen un beneficio real para los corregidorenses. Esto último, representaría un ahorro de 80% de los gastos que se erogaban para esas actividades, por lo que ya se trabaja en una campaña para que los trabajadores del municipio conozcan el Plan.

Se va a instruir a la Secretaría de Administración a realizar campañas internas sobre el plan de austeridad que se pondrá en marcha a partir del 15 de enero y, por último, estoy instruyendo a la Contraloría municipal para dar seguimiento al cumplimiento , mencionó.

Asimismo, comentó, se realizará un ahorro en servicios básicos como electricidad a través del uso de tecnologías alternativas y se revisarán las tomas de agua para evitar que el mal uso o las fugas que generen un sobregasto en el servicio. Los festejos administrativos serán más austeros y se suspenderá la adquisición de bienes muebles, salvo para las áreas de seguridad y protección civil.