Monterrey, NL. Una solución para evitar el cierre de restaurantes, generar mayores ventas sin arriesgar la inversión será a través de las cocinas virtuales o dark kitchens, un nuevo concepto ligado al reparto de comida a domicilio que lanzará la empresa Bandana a partir de febrero de 2020.

La empresa Bandana a través de una plataforma tecnológica alquilará cocinas virtuales a restaurantes que no cuentan con un local propio y les proveerá de la infraestructura necesaria, también realizará convenios con empresas como Uber Eats, Rappi, Didi y Sin Delantal para entregar los pedidos a domicilio.

Eugenio Villarreal Wood explicó que Bandana tiene un espacio para 29 cocinas que se instalará en el municipio de San Pedro Garza García, con una inversión de 15 millones de pesos. Sin embargo está analizando otras inversiones en la zona metropolitana de Monterrey, en Ciudad de México y Guadalajara.

Villarreal explicó que las empresas que deseen participar en estas cocinas virtuales pagan una membresía y en caso de que se quieran salir de este modelo de negocio tendrían que avisar con dos meses de anticipación.

“Tenemos de diferentes tamaños (de cocinas), ahorita es la pre renta, abrimos a principios de febrero de 2020. Los espacios son de 13 metros cuadrados, 15 y 16 m2, además cuentan con baños, salas de juntas, recibidores para repartidores y proveedores”, explicó.

En fecha reciente, dijo, trascendió que se están cerrando 100 restaurantes en San Pedro Garza García en lo que va del año, además de que las rentas de un local para restaurante pueden costar hasta 20 o 30 millones de pesos.

A su vez, el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac) Nuevo León, Jorge Moeller Villar, comentó que el organismo le apuesta a este proyecto “porque va a evitar hacer inversiones que pudieran convertirse en pérdidas, además permite entrar a un mercado y ya después expandir sus operaciones con un establecimiento”.

kg