El director de Desarrollo Empresarial de la Secretaría de Desarrollo Sustentable del estado, Juan Carlos Ituarte Zarza, afirmó que el clúster biotecnológico del estado (BiotQ) tiene la oportunidad de aprovechar fondos sectoriales, como el Fondo Institucional de Fomento Regional para el Desarrollo Científico, Tecnológico y de Innovación (Fordecyt), para la ejecución de proyectos.

Explicó que en el país estos recursos se pueden aprovechar en montos que oscilan en alrededor de 1.5 millones de dólares.

Advirtió que el clúster juega un papel importante, dado que en casi todos los fondos una característica que se exige para los beneficiarios es que no sólo sea una empresa, sino un grupo de empresas vinculadas con un grupo de instituciones, y que el resultado contribuya con un sector o región.

Periodos y reglas

Los programas, comentó, tienen sus reglas de operación en sus convocatorias para la comprobación de recursos, y casi todos los fondos van desde los 12 a los 24 meses en la ejecución de los proyectos. Mientras que los internacionales van de 18 a 24 meses.

Los proyectos de cooperación exigen, primero, el resultado técnico o tecnológico, por lo que el grupo de empresas o centros de investigación debe demostrar a los comités de evaluación que se alcanzaron los objetivos tecnológicos planteados.

Asimismo, se debe realizar una comprobación financiera del uso de los recursos: se entregan reportes detallados de en qué se usó el dinero más la comprobación transparente.

Ituarte Zarza dio a conocer la aprobación de un proyecto del Fordecyt a través de la Universidad Autónoma de Querétaro, denominado Sistema Regional de Investigación Innovación y Desarrollo en Biotecnología, Farmacología y Salud.

dbecerril@eleconomista.com.mx