A pocos días de que se cumpla el primer aniversario de la explosión derivada del temblor y tsunami en la planta nuclear de Fukushima, Japón, activistas de Greenpeace México colocaron frente al edificio de la Secretaría de Energía (Sener) una pancarta con el mensaje Sener: el próximo Fukushima será tu responsabilidad , en protesta por el anuncio del Secretario Jordy Herrera de ampliar la generación nuclear en México realizado en la presentación de la Estrategia Nacional de Energía.

El 29 de mayo, el titular de Sener expuso que para llegar al 35% de generación eléctrica a partir de energías limpias se deberá recurrir a la generación nuclear, por lo que como mínimo pretende duplicar la capacidad instalada de la planta de Laguna Verde, construyendo dos reactores más.

Actualmente, México cuenta con una capacidad instalada de 1,350 Megawatts a partir de generación atómica y dado que dentro de las energías limpias se encuentra la nuclear, puesto que no envía gases invernadero a la atmósfera, se considera como una opción viable la posibilidad de ampliar la generación.

Por tanto, los activistas también entregaron una carta al Secretario, pidiendo considere las vías para aumentar la generación eléctrica nacional, y la acompañaron con un mensaje en inglés: Fukushima disaster you'll be responsible for the next one , ya que este mismo día se realizaron acciones similares en otros 19 naciones que generan energía con plantas nucleares.

El secretario de Energía olvida que los accidentes en Chernobyl, Tres Millas y Fukushima han puesto en evidencia la peligrosidad de las centrales nucleares. La construcción de más nucleoeléctricas en México representa un grave riesgo para millones de ciudadanos. De ocurrir un accidente nuclear en el país será responsabilidad del secretario Jordy Hernández y del gobierno mexicano, por avalar un tipo de energía tan peligrosa , aseguró Beatriz Olivera, coordinadora de la campaña de energía y cambio climático de Greenpeace México.

Día de acción global para recordar los riesgos de la energía nuclear

Para alertar al mundo sobre los más de 400 reactores nucleares activos en el planeta y que constituyen una amenaza constante para cientos de millones de personas, activistas de Greenpeace en 19 países, entre ellos México, participaron en un Día de acción para recordar el primer aniversario de la crisis nuclear en Fukushima y decirle a los gobiernos pronucleares que la próxima catástrofe será su responsabilidad, según ellos.

"Nuestro Día de acción pone de manifiesto que los errores en Japón, que condujeron a la catástrofe de Fukushima, se están repitiendo en todas partes donde hay reactores, colocando a cientos de millones de personas en situación de riesgo", dijo Jan Beranek, director de la campaña de energía de Greenpeace Internacional.

[email protected]