El director de Petróleos Mexicanos (Pemex), Carlos Alberto Treviño Medina, aseguró que la empresa ha logrado finanzas estables, por lo que el factor de riesgo en la misma se redujo en 2 puntos porcentuales.

“¿Qué es esto? Que la gente que prestaba o que presta el dinero a Pemex estaba dispuesta a recibir 2% menos por ese préstamo, eso quiere decir que pensaban que con esas acciones Pemex es una empresa más segura y que les puede dar con mayor certidumbre un retorno sobre la deuda que están comprando”, mencionó.

Al participar en la mesa de análisis en materia energética en la reunión plenaria de los senadores del PRI, indicó que al menos cinco calificadoras han colocado a la empresa como “estable” y se ha abierto a mercados internacionales como Japón, la Unión Europea, Londres y Estados Unidos.

“Eso quiere decir que los inversionistas confían en Pemex y nos prestan dinero a tasas competitivas, que después de las acciones del 2016 para acá, nos lo prestan más barato que lo que prestaban el dinero a Pemex en el 2015”, manifestó. Treviño Medina enfatizó que en Pemex se ha logrado un endeudamiento por debajo del techo autorizado por el Congreso y la Secretaría de Hacienda, lo que permite que la deuda no crezca a un ritmo más acelerado

PREVÉ CFE IMPULSO DE 25 GASODUCTOS

Jaime Hernández Martínez, director de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), dijo que han impulsado 25 gasoductos, de los cuales 12 ya están en operación y los restantes se prevé que concluyan a más tardar en el 2019.

Explicó que una vez que estén en operación, van a permitir que la red nacional crezca en cerca de 75%, y permitirá traer gas natural de la región del sur de Texas, hacia el resto del país para poder generar energía eléctrica a precios más competitivos.

“Para ponerlo en perspectiva, nuestras dos nuevas empresas que se dedican al comercio de estos combustibles, ocupan hoy el lugar número 12 dentro de los comercializadores de gas natural en la región de América del Norte, incluyendo por supuesto a Estados Unidos y a Canadá”, indicó.

Una vez, expresó, que esta red de gasoductos esté operando, este comercio de combustibles, en primer lugar, será para consumo de la propia CFE, pero también para consumo de terceros, colocará nuestra capacidad comercial en la posición número siete en la Región de América del Norte.

Expuso ante legisladores del PRI que las pérdidas en la empresas, derivadas por problemas técnicos en la conducción de electricidad y otras no técnicas entre las que se encuentra el robo de energía eléctrica, se colocaron en el umbral de 10 u 11%, a diferencia del punto máximo alcanzado en el 2009, cuando fue de 16 por ciento. “La referencia internacional es 6% en países de la OCDE, la buena noticia es que hoy en México hay regiones del país donde las pérdidas son incluso menores a 5 por ciento”, aseguró.

[email protected]