Para el próximo año, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) prevé que el gasto público sea mayor, que la deuda se reduzca como porcentaje del Producto Interno Bruto (PIB), y que la economía mexicana tenga un mejor crecimiento, anunció José Antonio Meade, titular de la dependencia.

 

Al entregar el último Paquete Económico de la actual administración -que integra la Ley de Ingresos de la Federación, Presupuesto de Egresos de la Federación y los Criterios Generales de Política Económica- indicó que el gasto será por 5.2 billones de pesos, un incremento real del 2.2%, respecto al aprobado en 2017.

 

Sin embargo, indicó que si bien se tendrá un techo mayor en el gasto público, se tendrá un recorte al gasto de 28,300 millones de pesos, el cual se concentrará principalmente en los ramos administrativos, es decir, las dependencias de gobierno.

 

"El gobierno refrenda la política de austeridad en el ejercicio de los recursos, al reducir el gasto de los ramos administrativos en 28,300 millones de pesos, que incluye una contención a servicios personales de 2,800 millones de pesos y al gasto de operación por 1,600 millones de pesos, respecto a lo aprobado".

 

Refirió que se cumplirá con la meta de déficit que se estableció en el 2013, el cual se reducirá en 2.9% del PIB, lo que ayudará a que el Saldo Histórico de los Requerimientos Financieros del Sector Público (SHRFSP) -la medida más amplia de la deuda- se ubique en 47.3% del PIB; al cierre del 2016 estaba en 50.1% del Producto y en 2017 se estima que se ubique en 48 por ciento.

 

Con respecto a la expectativa de crecimiento económico, Meade apuntó que para el 2017 se tendrá un avance entre 2 y 2.6%; mientras que para el cierre del 2018 se estima un rango entre 2% y 3 por ciento.

 

"La economía mexicana ha mostrado resistencia y un crecimiento sostenido y balanceado ante un panorama externo que, si bien muestra señales de una recuperación económica global más sincronizada, aún presenta riesgos a la baja".

 

PAQUETE CON ACENTO FEDERALIZADO

 

El responsable de las finanzas públicas apuntó que el incremento en el gasto público se deberá principalmente por el aumento en el gasto de del costo financiero de la deuda -pago de intereses por endeudamiento- asciende a 663,480 millones de pesos, en pensiones se destinarán 699,664 millones de pesos, y para participaciones serán 806,517 millones de pesos.

 

"En un año en donde el gobierno deberá hacer esfuerzos, los estados tendrán una mejora debido a mejores ingresos tributarios, pues recibirán recursos en excesos de 28,400 millones de pesos, con lo que el Paquete tiene un acento federalista".

 

Mencionó que para el próximo año se tendrá un precio promedio de la mezcla mexicana de 46 dólares por barril; mientras que la plataforma petrolera será por 1.9 millones de barriles diarios, de los cuales 880,000 barriles diarios serán exportados.

 

Meade refirió que de acuerdo a las expectativas de analistas de mercado, el tipo de cambio se ubicará en promedio en 18.10 pesos el dólar; mientras que la inflación se reducirá y se ubicará en 3.8 por ciento.

 

SUVIZACIÓN DE LA GASOLINA SEGUIRÁ EN 2018

 

Meade comentó que para el 2018 se continuará con la suavización de los precios de la gasolina y el diésel.

 

"Hacienda no fijará precios el año que entra, pero a pesar de ello, pensamos que en medio de la volatilidad, tendremos una política de estímulos fiscales que vayan suavizando los precios  para tener una transición ordenada".

erp