La empresa MVS Telecomunicaciones no ha recibido ninguna notificación oficial sobre la supuesta negativa de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) de renovar las concesiones sobre las frecuencias vencidas en la banda de 2.5 Gigahertz (Ghz), dijo el vicepresidente de relaciones institucionales de MVS, Felipe Chao Ebergenyi.

El directivo enfatizó que 'no hay ninguna notificación oficial de ningún tipo'.

Afirmó que las reuniones con funcionarios de la dependencia se mantienen, sin embargo, puntualizó que a MVS le llama la atención que este 'rumor' lo haya difundido Javier Tejado, ejecutivo de Televisa.

'Lo que llama nuestra atención es que sea un ejecutivo de Televisa el que salga a decir esto cuando ha sido la propia Televisa la que ha llevado diferentes acciones en contra de nosotros', señaló Chao Ebergenyi.

La empresa MVS posee casi 190 Megahertz (Mhz) en la banda de 2.5 Gigahertz (Ghz), espectro que en su momento se otorgó a la empresa de la familia Vargas para dar servicio de televisión por microondas e Internet.

En 2008, la firma solicitó la renovación de 12% de las concesiones, sin que a la fecha haya obtenido respuesta por parte de la SCT, en torno a la contraprestación que en su caso tendría que pagar.

En abril de 2011, MVS Telecomunicaciones dio a conocer el proyecto '2.5 Ghz: Banda Ancha Móvil Para Todos' de la mano de las empresas Clearwire, Intel y Alestra que planteaba la creación de una red de banda ancha con tecnología LTE que permitiría la transmisión de datos a máxima velocidad y a un precio accesible.

En dicha propuesta se planteaba manejar la totalidad de los 190 Mhz en la banda 2.5 Ghz en este consorcio que podría ser integrado al menos por cinco empresas y un operador independiente para dar una cobertura a más de 55 millones de personas.

Sin embargo, tres meses después la firma de Joaquín Vargas argumentó que el proyecto se suspendió debido a que la Secretaría de Hacienda no fijó la contraprestación que se tendría que cubrir para explotar la banda, motivo por el cual los socios detuvieron la inversión de 400 millones de dólares, de los cuales ya se habían aplicado 70 millones.

En su momento, la Cámara NaNacional de la Industria de Telecomunicaciones por Cable (Canitec) acusó a MVS de subutilizar el espectro desde los años noventa cuando le fue concesionada la banda 2.5 Ghz.

En opinión de los cableros, de poner en operación el espectro que MVS Telecomunicaciones subutiliza en la banda de 2.5 Ghz, cuatro empresas de telefonía celular podrían dar servicios a nivel nacional garantizando ventas anuales de más de 60 mil millones de pesos.

Hasta el momento, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes no ha emitido una postura oficial al respecto.

RDS