Las exportaciones de mercancías de México sumaron 36,189.7 millones de dólares en febrero, lo que significó una caída interanual de 1.1%, afectadas sobre todo por las ventas foráneas del sector automotriz, que descendieron 10 por ciento.

Como en otras regiones, la fabricación automotriz en América del Norte se ha visto afectada por la escasez global de semiconductores, lo que influyó, junto con el hecho de que la producción de este insumo está concentrada en Asia, para que Intel anunciara esta semana que invertirá 20,000 millones de dólares en la construcción de dos fábricas de semiconductores en Arizona.

El resultado de febrero, divulgado por el Inegi este viernes, implicó la ausencia todavía del punto de inflexión esperado para que las exportaciones representen un motor de la economía mexicana.

Con series ajustadas por estacionalidad, estas exportaciones mostraron una caída mensual en febrero de 3.65 por ciento.

En sentido contrario, las importaciones mexicanas fueron de 33,508.6 millones de dólares, una reducción de 0.6% anual.

Con ello, México registró un superávit de 2,681.1 millones de dólares en febrero, que se redujo 6.5% frente al mismo mes del año anterior.

En 2020, la actividad económica en México se contrajo 8.2% y el comercio exterior en manufacturas se vio fuertemente afectado en el periodo en que no se consideró esencial a esa industria en general. Fue hasta el cuarto trimestre del año en que las ventas externas lograron regresar a niveles prepandémico en algunos sectores.

Como efecto de la pandemia, en su punto más crítico, las exportaciones mexicanas se desplomaron 56.7% en mayo pasado, para luego alcanzar a recuperarse mayormente en diciembre (+11.5%); pero con una caída enseguida, de 2.6% en enero de 2021.

El Consejo Mexicano de Comercio Exterior (Comce) proyecta que las exportaciones de México crezcan entre 8 y 9%, beneficiadas por la recuperación de los mercados externos y el paquete de estímulos en Estados Unidos.

Al interior de las ventas externas de México en febrero, las petroleras subieron 10.7% (1,820.5 millones de dólares), mientras que las no petroleras bajaron 1.7% (34,369.2 millones de dólares).

En la manufactura, los retrocesos más importantes se observaron en las exportaciones de productos automotrices (-10%), de papel, imprenta e industria editorial (-7.1%), de maquinaria y equipo especial para industrias diversas (-6.9%), de equipo profesional y científico (-2.4%) y de fabricación de otros productos minerales no metálicos (-0.8 por ciento).

A su vez, la caída anual de las exportaciones de productos automotrices fue resultado de descensos de 11.6% en las ventas canalizadas a Estados Unidos y de 1.1% en las dirigidas a otros mercados.

Mientras tanto, el valor de las exportaciones agropecuarias y pesqueras en el segundo mes del año en curso fue de 1,803 millones de dólares, monto que implicó un avance de 5.9% a tasa anual.

Los incrementos más relevantes se registraron en las exportaciones de café crudo en grano (63.8%), de pescados, crustáceos y moluscos (45.2%), de pimiento (19.8%), de legumbres y hortalizas frescas (11%) y de jitomate (7.4 por ciento).

En contraste, las disminuciones anuales más sobresalientes se presentaron en las exportaciones de camarón congelado (-22.7%) y de pepino (-19.4 por ciento).

En cuanto a las exportaciones extractivas, éstas se ubicaron en 729 millones de dólares con un incremento anual de 42.1 por ciento.

Por último, respecto a las exportaciones petroleras, estas se conformaron por 1,576 millones de dólares de ventas de petróleo crudo y por 244 millones de dólares de exportaciones de otros productos petroleros.

En ese mes, el precio promedio de la mezcla mexicana de crudo de exportación se situó en 55.97 dólares por barril, cifra superior en 5.62 dólares respecto al del mes previo y en 10.97 dólares en comparación con febrero de 2020.

En cuanto al volumen de crudo exportado, éste se ubicó en el mes de referencia en 1.006 millones de barriles diarios, nivel mayor al de 0.979 millones de barriles diarios de enero de 2021, aunque inferior al de 1.093 millones de barriles diarios de febrero del año pasado.