La industria refresquera podría perder 125,000 empleos si se aprueba 20% de gravamen a las bebidas gasificadas y endulzantes para diluir, alertó el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra), Sergio Cervantes, quien adelantó que ya conformaron un grupo que defenderá y pugnará por no más impuestos.

Explicó que legisladores del PAN y PRD pretenden que la Federación recaude 23,000 millones de pesos por concepto de Impuesto Especial sobre Producción y Servicios a las bebidas azucaradas, a excepción de las light o tés, pese a que este tema no forma parte del paquete fiscal para el 2013, pero existe un apartado para su discusión.

No obstante, el líder de los industriales de la transformación sentenció que está demostrado que a mayor carga fiscal no habrá menos consumo y sí en cambio se afectará a uno de los sectores importantes del rubro alimentos y bebidas de la Canacintra.

Es cuestión de educación el control de la obesidad y sobrepeso, no del consumo del refresco. Por eso decimos que no más impuestos porque si no genera desempleo , expresó en conferencia de prensa Sergio Cervantes.

[email protected]