La industria automotriz no ha constatado que los combustibles que expende Petróleos Mexicanos (Pemex) sean ultrabajos en azufre (UBA) como debió tenerlos desde el 2009 , lo cual ha frenado el que este sector introduzca nuevas tecnologías de reducción en la emisión de contaminantes en los vehículos, que sí incide en el desempeño del vehículo y la calidad del aire , dijo Eduardo Solís, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA).

La NOM 042 de la Semarnat de emisión de contaminantes del 2003 especifica que cuando los combustibles (gasolina de entre 30 y 80 partes por millón y el diésel) estén disponibles en todo el territorio nacional, la industria podrá incorporar una tecnología que funciona con ese tipo de combustible.

Así, bajo esta NOM 042 se obliga a los fabricantes de vehículos colocar el OBD (Diagnóstico de a bordo) II o el EOBD, que reduce los niveles de las emisiones de los vehículos implantada por Estados Unidos desde 1991 y en Europa desde el 2000 , con la condición de que haya una mejor calidad de petrolíferos.

La norma 042 obliga a que haya el combustible UBA en todo el territorio nacional y, mientras no lo haya, pues, habrá problemas, porque si yo vendo un auto, cargo gasolina de menor calidad y se te tapa el convertidor catalítico , explicó. Por supuesto que sí incide el tema de la calidad de los combustibles en el desempeño de vehículos y la calidad de aire (...) La industria está comprometida a introducir tecnología, siempre y cuando mejore el combustible en todo el territorio nacional , acotó el dirigente de las armadoras.

Cabe recordar que para combatir el problema de contaminación en la cuenca de Los Ángeles, California, se requirió el sistema de control de emisiones en los automóviles del modelo 1966. El gobierno federal extendió estos controles a nivel nacional en 1968.

El Congreso norteamericano aprobó la ley de aire limpio en 1970 y se estableció la Agencia de Protección Ambiental (EPA). Con esto comenzó la publicación de una serie de normas de emisiones y requisitos para el mantenimiento de los vehículos. Para cumplir con estas normas, los fabricantes de vehículos crearon los sistemas de alimentación y encendido de combustible electrónicos donde sensores miden el rendimiento del motor y ajustan los sistemas para reducir la contaminación. Estos sensores también comenzaron a ser usados para diagnosticar el vehículo , refiere un artículo para mecánicos.

En este sentido, el presidente de la AMIA aseveró que la calidad de los combustibles es fundamental. De acuerdo con Pemex, se tiene combustible UBA, pero la industria no lo ha constatado en algunas pruebas aisladas; de modo que se llevará a cabo un estudio serio y formal con la ANPACT y la AMDA para el análisis que indique si efectivamente de las bombas de gasolina sale este combustible de UBA.

La presencia del azufre en las gasolinas genera una doble problemática ambiental, ya que por un lado es un elemento contaminante en sí mismo al propiciar la formación de dióxido de azufre durante la combustión automotriz; y por otro, inhibe el funcionamiento de los convertidores catalíticos de los automóviles, que se requieren para reducir las emisiones de otros contaminantes, específicamente hidrocarburos, monóxido de carbono y óxidos de nitrógeno. (Con información de Octavio Amador).

Efectos en la salud del dióxido de azufre

Efectos adversos para la salud que provoca el dióxido de azufre:

Dificultad de respirar, especialmente para personas con asma.

Enfermedades respiratorias y agravamiento de padecimientos ya existentes en el corazón.

Incremento del riesgo de padecer cáncer, al favorecer el condensamiento de las partículas de hidrocarburos, lo que eleva su toxicidad.

Problemas de la vista.

lgonzalez@eleconomista.com.mx