La industria automotriz inició el 2020 con un panorama complicado. La producción de vehículos ligeros disminuyó 4% en enero pasado comparado con igual mes del 2019 y representa la primera caída para un primer mes del año después de 10 años consecutivos de crecimiento; en tanto, la exportación de autos también sufrió una reversa de 5.8% y registra la baja más alta desde el 2009, también para un primer mes.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en su reporte de la industria automotriz durante enero del 2020, las 12 empresas que ensamblan en México sumaron 320,405 unidades producidas, 13,524 menos contra las manufacturadas en el mismo mes del 2019.

Entre las únicas marcas automotrices que aumentaron su producción está General Motors, con 8.3%, que se traduce en 5,870 autos adicionales, como parte del arranque de ensamble del modelo Onix, el cual se colocará en el mercado doméstico y en los próximos meses iniciará la exportación a Latinoamérica y otras naciones.

Mazda fue otra de las marcas que destacó en su aporte a la producción de México, al crecer 259%, con 13,824 unidades adicionales, tras haber sumado la SUV CX30 a su plataforma, además de ensamblar Mazda 3 y Mazda 2.

El 2020 pinta débil para muchas armadoras, pues estiman que podría rondar en una caída de 5% en la producción ante la menor demanda del exterior.

Con el dato de un menor ensamble durante enero, México ya sumó nueve meses de caídas consecutivas en la producción, después de que en la última década nuestro país se encaminaba a escalar como el quinto productor de vehículos a nivel mundial.

Las estimaciones al interior de la industria son que el sector tendrá recuperación hasta el 2021, de modo que se esperan más bajas en los próximos meses.

En vilo

México exportó 228,184 unidades al mundo, 14,115 autos menos con respecto a enero del 2019.

FCA aumentó 29% su exportación de camionetas al mundo. La RAM 2500 ha sido de las favoritas por el consumidor, mientras que la marca ya extendió sus ventas externas a Sudamérica.

En el caso de Mazda y KIA, fueron las empresas que presentaron cifras positivas en los envíos al exterior.

Las exportaciones mexicanas se enfrentarán a un panorama difícil, sobre todo en los envíos al principal socio comercial, que es Estados Unidos. Tan sólo durante el primer mes del año, las ventas de autos al mercado estadounidense cayeron 5.3%, con 180,858 unidades enviadas, unas 10,000 menos respecto a enero del 2019.

La venta de autos a Canadá creció ligeramente 1.7% respecto a enero del 2019, con 18,795 unidades. A los países de Latinoamérica las exportaciones cayeron como a Brasil 70.3%, a Argentina 22% y a Chile 50 por ciento. Los envíos a Europa disminuyeron 3.2%, pese a que Alemania compró 12% más vehículos con respecto a enero del 2019, mientras que en Asia se desplomaron los envíos en 41% y los de África cayeron 89 por ciento.

[email protected]