La venta por 513 millones de dólares de la compañía Daewoo Electronics fracasó, lo que deja a sus acreedores y actuales accionistas la opción de acercarse a la firma sueca de electrónica Electrolux AB.

Ejecutivos de los accionistas Korea Asset Management y Woori Bank dijeron que habían decidido desechar el acuerdo para vender la empresa al fabricante de electrónica a Entekhab Industrial Group de Irán.

Una fuente, que no quiso dar su nombre, comentó que Entekhab hizo una solicitud para reducir el precio en cerca de 55.4 millones de dólares, que no fue aceptada.

La decisión es el más reciente revés al proceso de venta que los acreedores esperaban se resolviera tras una serie de colapsos.

El fabricante de electrodomésticos iraní, que no cotiza en la Bolsa, había sido designado oferente preferente por Daewoo el año pasado, superando a su rival Electrolux, pero no ha conseguido satisfacer las demandas de los acreedores para presentar un plan de financiamiento detallado, lo que ha resultado en varios meses de retrasos.

El portavoz de Electrolux, Erik Zsiga, declaró que el grupo no hablaría sobre el asunto hasta que hubiese una confirmación oficial de que el acuerdo con Entekhab había fracasado, pero repitió que la compañía sueca seguía abierta a negociar si se le consultaba.

Zsiga aseguró que no tenía conocimiento de si la compañía ya había sido consultada respecto de Dawewoo.