El diseño será central en los desarrollos tecnológicos que darán forma a la próxima generación de experiencias en 2016, debido a la rapidez de la innovación y las cambiantes expectativas de los usuarios. Habrá un impulso hacia los Servicios Vivos, que responden dinámicamente a las necesidades del consumidor y a su contexto en tiempo real, además de una inclinación hacia entregas más rápidas en segmentos más pequeños de actividad y contenido, habilitados por APIs y plataformas.

NOTICIA: Tres fases para la toma de decisiones en entornos complejos

El informe de Accenture Fjord Trends 2016 da a conocer las 10 tendencias digitales que impactarán a las organizaciones durante este año:

  1. Observe, el dispositivo escucha: la última generación de dispositivos escucha, aprende de los usuarios y responde en tiempo real mediante micromomentos impulsados por la intención, los cuales requieren cada vez de menos esfuerzo.
  2. Servicio con modales: las organizaciones más exitosas entienden que la confianza digital debe ganarse. La privacidad mediante el diseño está siendo adoptada en empresas que incluyen normas de privacidad en la tecnología y el diseño de productos desde el principio.
  3. B2We: las expectativas líquidas permean la vida laboral. Un nuevo énfasis en el diseño de experiencia del empleado (EX) reinventa los procesos, la estructura y la cultura del lugar de trabajo.
  4. Aplicaciones que desaparecen: el exceso de aplicaciones de uso único para nuestra vida diaria desaparecerá y se transformará en plataformas a medida que se atomicen o sobredistribuyan en diversas plataformas y servicios de terceros.
  5. La estandarización del privilegio: las experiencias digitales han democratizado el lujo y elevado nuestro estándar de vida, lo que ha masificado servicios de lujo como, por ejemplo, los choferes personales (como Lyft) y asistentes virtuales (como Facebook M).
  6. Diseño de gobierno accesible: los gobiernos se están replanteando la experiencia del ciudadano para pasar de un enfoque universal a servicios extremadamente afinados a la medida de las necesidades individuales.
  7. La salud es la nueva riqueza: el auto-monitoreo ya no es dominio de un pequeño segmento. Los consumidores empoderados de hoy están adoptando la tecnología destinada al control de la salud para medir su propio bienestar.
  8. Los sueños de la realidad virtual (RV) se hacen realidad: la realidad virtual (RV) ya no es una fantasía futurista. Se espera que los diseñadores piensen más allá de los juegos y hagan un uso novedoso de la RV en áreas que van desde los estudios científicos y el turismo virtual, hasta el aprendizaje de inmersión.
  9. Quitar cosas de la lista de pensamientos: los servicios que puedan adelantarse a las necesidades al sugerir opciones o automatizar las decisiones sencillas, como por ejemplo Google Now, serán bienvenidas en las vidas de los consumidores.
  10. Diseño desde adentro: las empresas están utilizando design thinking para catalizar el cambio para sus clientes y sus empleados. Al adoptar un enfoque centrado en el ser humano, estas compañías usan el diseño como un agente de resolución de problemas al interior de la organización; pero el énfasis en design doing resultará aún más prometedor.

NOTICIA: Cinco retos para la banca mayorista en 2016

El concepto de servicios vivos implica que como organizaciones pensemos en el consumidor hacia adentro, aplicando el design thinking desde la perspectiva de qué es lo que quiere o puede realizar el usuario, a través de su tecnología personal. Este enfoque implica un cambio significativo de la perspectiva, de la propuesta de valor, producto y/o servicio que se ofrece. Nuestra investigación, además de hacer predicciones sobre las tendencias de este año, busca inspirar a las organizaciones a impulsar una transformación acelerada y sustentable.

Martín Folino, Director de Digital de Accenture México