A pesar de que la calidad en el segmento móvil es el que presenta mayor índice de insatisfacción en los usuarios, el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) tiene pendiente la emisión de los nuevos lineamientos que fijarán los índices y parámetros de calidad a los que deberán sujetarse las empresas de telefonía móvil.

La consulta pública del anteproyecto para fijarlos concluyó el 13 de julio pasado.

Rafael Eslava, titular de la Unidad de Concesiones y Servicios del IFT, dijo que una de las principales razones por las que un usuario busca cambiar de compañía es por la deficiente calidad de los servicios.

Reconoció que ha habido baja en las tarifas, la cual resulta atractiva para los clientes, pero continúa prevaleciendo la insatisfacción por la calidad en el servicio.

Eslava destacó que las redes móviles son las que presentan mayor inestabilidad, de ahí que este segmento es el que más movimiento de los usuarios presenta. Tan sólo en portabilidad se realizan, en promedio, 80,000 transacciones contra las 36,000 que se presentan en telefonía fija.

Es por ello que la portabilidad ha jugado un papel fundamental, sobre todo a partir de la simplificación de las reglas para solicitar el cambio de compañía de servicio, aunque dijo que en realidad la portabilidad no es la panacea, sino que mejoren los servicios, lo cual se podrá observar cuando bajen las cifras de portaciones .