La Comisión Federal de Electricidad (CFE) se prepara para competir en el mercado de generación distribuida mediante una nueva filial: CFE Solar, que instalará techos fotovoltaicos, un segmento en el cual el gobierno analiza la designación de parte del subsidio al suministro básico en forma de financiamientos para impulsar este tipo de generación.

De acuerdo con el presidente de la Comisión Nacional para el Uso Eficiente de la Energía (Conuee), Odón de Buen, la estatal sumaría esta filial a sus nueve subsidiarias constituidas y que ya cuentan con directivos en las actividades de generación, transmisión, distribución y suministro básico y a las dos filiales de suministro calificado y contratos de interconexión legados, en un intento por insertarse en uno de los negocios que permiten competencia tras la reforma energética.

En entrevista al concluir la presentación de la Green Expo que se realizará del 26 al 28 de octubre en el World Trade Center de la Ciudad de México, el funcionario aseguró que existe un potencial de al menos medio millón de hogares con tarifa de alto consumo (DAC) -que supera los 250 kilowatts-hora al mes y por tanto pagan hasta tres veces más que los usuarios del suministro básico subsidiado- y que junto con los consumidores comerciales cuentan con los mejores incentivos para instalar techos solares mediante créditos que se difieren durante varios años, reduciendo sus consumos inmediatamente. La industria fotovoltaica calcula que el potencial de este mercado es de hasta 3.5 millones de nuevos clientes e inversiones de hasta 20,000 millones de dólares.

Para la CFE es una buena oportunidad porque competirá con mejores condiciones que el resto de las compañías que ofrecen estos servicios, ya que cuenta con conocimiento de la industria, acceso a los potenciales clientes, tiene posibilidades de ahorros en escala y también conocimiento sobre la interconexión a la red , explicó Odón de Buen.

El titular de la Conuee detalló además el gobierno discute la posibilidad de que el actual subsidio al suministro básico de energía, que este año es de 60,000 millones de pesos, se divida para constituir un fondo de inversión para colocación de techos solares en hogares.

kgarcia@eleconomista.com.mx