Cancún, Qroo. Luego del fallo de la Suprema Corte de Justicia que invalida la asignación de densidades y usos de suelo turístico-inmobiliarios en el Área Nacional Protegida conocida como Parque Nacional Tulum, la delegada de Semarnat en Quintana Roo, Gabriela Lima Laurents, advirtió que pueden proceder demoliciones contra los inmuebles que ya se encuentran dentro de esa zona pues desde ayer mismo están cancelados para ellos todo tipo de ampliaciones y remodelaciones de obra.

En esta zona antes no podíamos autorizar nada porque estaba sub iúdice (pendiente de resolución), pero con el fallo de la Corte ya tenemos una claridad; se queda como Parque Nacional y así tendrá que seguir funcionando; los que no tengan ahorita construcción, sólo terreno, pues ahí se van a quedar; ya no van a poder hacer nada , manifestó la funcionaria de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales.

Todas las demás construcciones que ya se encuentran en la zona, que en su mayoría son hoteles, deben permanecer tal como están, pues en caso de iniciar alguna ampliación o modificación, dichas obras serán demolidas, insistió.

El exdirigente de los hoteleros de Tulum, Jorge Portilla, dijo a El Economista que están actualmente registrados ante catastro municipal 180 predios privados en el área en cuestión, mismos que permanecen en incertidumbre, pues desconocen si el gobierno federal los indemnizará o les permitirá conservar dichas propiedades.

Se defienden

El hotelero es poseedor de algunas propiedades en el Área Nacional Protegida y dijo que han pagado sus impuestos desde hace años al ayuntamiento y lo seguirán haciendo a menos que el curso de los acontecimientos dicte otra cosa.

Wilberth Gutiérrez, presidente de la Asociación Mexicana de Profesionales Inmobliarios (AMPI) en la Riviera Maya, dijo que son alrededor de 60 hoteles boutique que cuentan en promedio con 10 a 15 habitaciones, los que se encuentran en esa área, aunque reconoció que no existe un censo confiable sobre el número de construcciones que se asientan sobre el área protegida.

Consideró que el fallo de la Corte es negativo en dos sentidos, para inversiones que estaban esperando una resolución positiva para arrancar con sus proyectos, y sobre todo para esos pequeños propietarios de inmuebles turísticos (cabañas, hostales, restaurantes) de bajo impacto ambiental.

El ayuntamiento de Tulum, por su parte, encabezado por la presidenta municipal Edith Mendoza ha dicho que acatará el fallo y que su obligación es volver a integrar un nuevo Plan Director de Desarrollo Urbano con las limitantes que impone el fallo de la Corte de no incluir el polígono conocido como Parque Nacional Tulum ni la zona de vestigios arqueológicos.

En un comunicado, la ONG Centro Mexicano de Derecho Ambiental informó ayer que estima que actualmente existen desarrollos hoteleros ilegales en aproximadamente 9% del polígono del Parque Nacional Tulum.

Clausuras

Cabe mencionar que la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente ha clasurado en más de tres ocasiones cinco hoteles ubicados dentro del Parque Nacional Tulum por violaciones en materia ambiental y cambio de usos de suelo en terrenos forestales, entre los que se encuentran los hoteles Cabañas, Mezzanine, El Diamante K, El Ibera y una obra en proceso denominada Alternature.

Dichos hoteles permanecen amparados y aguardan la resolución de hoy de la Corte sobre las repercursiones del fallo del miércoles.

[email protected]