En octubre próximo se pondrá en marcha la ventanilla única de comercio exterior, como herramienta de inteligencia en las aduanas que facilite el intercambio de mercancía y mejore la competitividad de México pero que, sobre todo, dé respuesta al sector industrial para frenar el problema del contrabando, triangulación y piratería, informó el gobierno federal.

De acuerdo con información de la Administración General de Aduanas y la Secretaría de Economía, actualmente las empresas exportadoras e importadoras se enfrentan a una serie de complejidades regulatorias: 161 trámites, entrega de 40 documentos, acercamiento con 30 diferentes funcionarios, 200 datos de información con recaptura de la misma en 60 y 70 por ciento.

Con el nuevo proyecto habrá un solo paso entre la empresa y los operadores de las aduanas: la ventanilla única electrónica busca reducir la discrecionalidad de los funcionarios encargados del proceso del despacho aduanero, comprobar que la mercancía cumpla con las etapas de dicho despacho aduanero y que toda la documentación sea auténtica.

ADIÓS A DUPLICIDADES

Mediante la ventanilla única, los exportadores o importadores ya no presentarán requisitos, documentos o trámites repetidos en una y otra dependencia ni duplicarán el llenado de campos, como podría ser el Registro Federal de Contribuyentes, destacó la Confederación de Cámaras Industriales en un documento titulado Modernización de Aduanas .

Salomón Presburger, presidente del organismo privado, afirmó que el trabajo de inteligencia con el titular del SAT, Alfredo Gutiérrez, mejorará la competitividad al reducir costos y fortalecer el mercado interno.

Abundó que el trabajo está basado en agilizar el comercio en sectores en donde se registra un mayor riesgo como el calzado, vestido, textil, etcétera.

[email protected]