El impacto económico por el paro de actividades ante la pandemia de Covid-19 ha despertado la necesidad de diseñar nuevos modelos turísticos en los que los bienes culturales puedan ser valorados y aprovechados para ayudar a mantener a la industria.

Con esto en mente, el Conservatorio de la Cultura Gastronómica Mexicana (CCGM) y Airbnb unieron fuerzas para crear una estrategia para ayudar a reactivar el turismo en el país al dar a conocer los sabores y aromas de las recetas tradicionales de diferentes estados de la República.

A partir de lunes 10 de agosto, la plataforma digital de alquiler de hospedajes agregará en sus Experiencias Online algunas actividades en las que distinguidos miembros del CCGM compartirán sus conocimientos y pasiones culinarias.

"Buscamos promover la recuperación económica de los destinos turísticos, siendo la gastronomía un activo fundamental en las opciones de viaje -presente y futuro- de los turistas", dijo Ángel Terral, director de Airbnb para México, Centroamérica y el Caribe.

Por medio de estas experiencias culinarias, los anfitriones podrán obtener ingresos extras que contribuyan a su empoderamiento y bienestar de sus localidades.

Como parte del convenio, el 100% de los ingresos serán destinados a los anfitriones y al CCGM, detalló Airbnb en un comunicado.

Esta iniciatvia se da en el marco del décimo aniversario del nombramiento de la cocina tradicional mexicana como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

"Este 2020 celebramos 10 años de la inscripción de la Cocina Mexicana en la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad; un acontecimiento que en 2010 acaparó las miradas del mundo entero por ser la primera vez que una cocina fue elevada al rango de Patrimonio de la Humanidad", destacó la presidente del CCGM, Gloria López Morales.

Las experiencias en línea que desarrolla Airbnb con el Conservatorio de la Cultura Gastronómica Mexicana plantean la oportunidad de que los turistas de todo el mundo puedan "viajar a México" a través de la cocina tradicional mexicana, que es símbolo de identidad nacional.

Entre los expertos que participan en estas Experiencias Online, se encuentra Carina Santiago, quien es cocinera tradicional de Totilán del Valle, en Oaxaca enseñará a sus invitados a cocinar Mole amarillo de res con un curtido de chiles para acompañar, además de unas tortillas de maíz preparadas con las técnicas tradicionales de la cocina de humo.

 

Carina Santiago es cocinera tradicional de Totilán del Valle, en Oaxaca. Foto: Cortesía Airbnb
Carina Santiago es cocinera tradicional de Totilán del Valle, en Oaxaca. Foto: Cortesía Airbnb

 

En tanto el chef Eduardo Palazuelos compartirá la receta familiar de ceviche de Acapulco, Guerrero.

Juanita Bravo platicará sobre las tradiciones mexicanas de su comunidad en Michoacán, a través de los platillos de la cocina tradicional purépecha y enseñará a preparar tacos de carne de puerco en salsa roja con tortilla de maíz nixtamalizado.

 

 

Juanita Bravo platicará sobre las tradiciones mexicanas de su comunidad en Michoacán. Foto: Cortesía Airbnb
Juanita Bravo platicará sobre las tradiciones mexicanas de su comunidad en Michoacán. Foto: Cortesía Airbnb

 

Para disfrutar de la comida Yucateca, las hermanas Elidé y Delfina Castillo compartirán algunos de sus secretos y recetas especiales.

La chef Claudia Trasviña será la guía para conocer u saborear de cerca sus creaciones inspirada en las recetas de Baja California.

Paty Zacarías y Jesús Salas serán los anfitriones para disfrutar de una experiencia online que permita disfrutar de la gastronomía originaria de Coahuila. Mientras que Cristina Martínez enseñará algunos platillos de la cocina tradicional de Hidalgo.

 

Cristina Martínez ofrecerá un recorrido gastronómico de la cocina de Hidalgo. Foto: Cortesía Airbnb
Cristina Martínez ofrecerá un recorrido gastronómico de la cocina de Hidalgo. Foto: Cortesía Airbnb

 

Afectación a destinos turísticos

Las medidas de distanciamiento para controlar la propagación de la enfermedad provocada por el coronavirus SARS-CoV-2 implementadas desde el 23 de marzo han afectado significativamente al turismo en México. La tasa nacional de ocupación hotelera cayó 21.2% en el primer cuatrimestre del 2020, en comparación con el mismo periodo del 2019.

De acuerdo con un reporte de Moody’s, Quintana Roo, Baja California Sur, Nayarit y Guerrero serán los estados más perjudicados, ya que son los que más dependen del turismo en el país.

Los servicios de alojamiento temporal, alimentos y bebidas representaron 24.5% del PIB estatal en Quintana Roo, 13.3% en Baja California Sur, 12.5% en Nayarit y 5.5% en Guerrero.

En tanto, la plataforma digital Airbnb también se ha visto impactada por la pandemia, por lo que en mayo dio a conocer que prescindiría de alededor de 25% de sus 7,500 empleados en el mundo, es decir casi 1,900 despidos.

También anunció una pausa en las inversiones del grupo en su división transporte entre otras, y una reducción de inversiones en varios proyectos de integración de hoteles y propiedades de lujo a su oferta.