El 2019 cerrará con 6,600 megawatts instalados gracias a la incorporación de 1,600 megawatts adicionales de capacidad eólica en el país, con un incremento de al menos 30% en relación con el cierre del año pasado y representando casi 9% de la capacidad nacional. Sin embargo, faltan acuerdos entre el gobierno y privados para continuar con esta expansión en los siguientes años, según la Asociación Mexicana de Energía Eólica (AMDEE).

Durante la ceremonia de cierre del Fondo Oaxaca-AMDEE, creado tras los sismos del 2017 por parte de estos industriales para ejecutar programas de reconstrucción y apoyo a las comunidades en el Istmo de Tehuantepec, Oaxaca, el presidente de la AMDEE, Leopoldo Rodríguez Olivé, explicó en entrevista que este año se volverá a romper el récord de instalación de capacidad eólica en el país, gracias a los proyectos que se desarrollaron en años pasados.

“Continuamos con la materialización de algunos proyectos de subastas, sigue la instalación de algunos proyectos de autoabastecimiento y también hay nuevos proyectos bajo la Ley de la Industria Eléctrica”, explicó.

Así, las inversiones programadas en esta tecnología de generación del 2019 al 2021 suman alrededor de 2,000 millones de dólares, con la continuidad de la instalación de los proyectos de la tercera subasta de largo plazo y de parques a desarrollarse a partir de contratos bilaterales de adquisición de energía entre privados.

Sin embargo, aunque para el 2020 se espera la instalación de alrededor de 1,200 megawatts, “será un buen año, pero hay que ver qué sigue”, dijo Rodríguez Olivé, “traemos una inercia de cosas que se venían haciendo y vamos bastante bien. Para el 2020 hay una serie de cosas por definir, pero estamos todavía a tiempo de llevar a cabo las acciones necesarias para que se materialice el máximo potencial que esperábamos”.

Y es que con el cambio de gobierno, la industria eólica requiere definiciones como la forma en que se ejecutarán las Asociaciones Público Privadas (APP)  luego de la cancelación de las subastas de largo plazo, además de la certidumbre jurídica y regulatoria de que se permitirá el desarrollo de contratos entre privados en los tiempos necesarios para obtener financiamientos.

Sin embargo, la AMDEE reconoció que se está abriendo el diálogo con el gobierno en materia de renovables, ya que en días pasados se llevó a cabo la primera de las mesas de diálogo en materia energética, en que se discutió sobre electricidad y gas natural, con la participación de representantes de esta asociación. Según Rodríguez Olivé, se llevarán a cabo por lo menos siete reuniones más en esta materia. De lograrse los acuerdos necesarios, el crecimiento de la industria eólica nacional podría incluso duplicarse.

Cierran fondo Oaxaca-AMDEE

Ayer martes, se llevó a cabo la ceremonia de cierre oficial del Fondo Oaxaca-AMDEE, integrado por la AMDEE y las empresas eólicas Enel Green Power, EDF Renewables, Iberdrola México, Parque Eólico Bií–Hioxo, filial de Naturgy, Siemens Gamesa, Vestas y Zuma Energía. En total, las acciones realizadas por este fondo beneficiaron a cerca de 60,000 personas de la región del Istmo de Tehuantepec, donde se ubican los parques eólicos de estas empresas.

Esta iniciativa comenzó con el apoyo de las empresas eólicas durante la contingencia por la que atravesó la región después de los sismos de septiembre del 2017. Con el paso del tiempo, las acciones del Fondo Oaxaca–AMDEE se dirigieron a diferentes sectores y necesidades de la población como protección civil, infraestructura escolar, apoyo psicoemocional, cultura y deporte.

Así, se logró capacitar y equipar al Honorable Cuerpo de Bomberos de Juchitán, quien recibió un nuevo camión cisterna, 18 equipos de protección personal y un curso de capacitación en búsqueda y rescate en estructuras colapsadas por parte de la Cruz Roja. Esto permitió que mejorara la atención a emergencias en 14 municipios. Asimismo, se entregaron tres aulas móviles al Colegio de Bachilleres de El Espinal, lo cual permitió que 1,426 alumnos y maestros regresaran a clases.

[email protected]